31/08/2008

ASPECTOS DEL MONUMENTO A LA REVOLUCIÒN EL DÌA DE HOY DOMINGO 31 DE AGOSTO DE 2008 .

TERCERA ETAPA : LA LUCHA EN LA DEFENSA DEL PETRÒLEO .

PARA LOS MEDIOS LA CONCENTRACIÒN DE ANDRÈS MANUEL LÒPEZ OBRADOR EL DÌA DE HOY , PASÒ TOTAL Y COMPLETAMENTE INADVERTIDA ; EN CAMBIO A LA MARCHA ORGANIZADA POR LA DERECHA YUNQUISTA EL DÌA DE AYER LE HAN DADO AMPLIA COVERTURA ; CADENA 3 LA CUBRIÒ EN VIVO DESDE SU INICIO . NO ES NINGUNA COINCIDENCIA QUE EL YUNQUE HAYA ORGANIZADO SU MARCHA JUSTO UN DÌA ANTES DE LA CONCENTRACIÒN DE AMLO , SE TRATA DE MEDIR FUERZAS ¿QUIEN PERDIÒ? : LAS IMAGENES HABLAN POR SI SOLAS .



















Hoy presenta nuevo plan en el DF
Jaime Avilés


Hoy, a las 11 de la mañana, se realizará una concentración en el Monumento a la Revolución, en la que Andrés Manuel López Obrador dará a conocer el nuevo plan para la defensa del petróleo, en vísperas de la reapertura de sesiones en las cámaras de senadores y diputados.

Al mismo tiempo, se celebrarán reuniones de semejante tono en las capitales de los estados de la República, ante la eventualidad de que una vez reiniciados los trabajos legislativos las bancadas del PAN y del PRI en el Senado intenten aprobar la privatización de Petróleos Mexicanos (Pemex).

A la reunión de este domingo están convocados los brigadistas y las adelitas que en abril pasado participaron en los plantones alrededor de la Casona de Xicoténcatl. Sin embargo, la extensión del llamado a todos los estados del país, según fuentes del Movimiento Nacional en Defensa del Petroleo, tiene por objeto comenzar a preparar el paro nacional indefinido que, en caso extremo, incluiría el bloqueo de carreteras y autopistas.




Los empresarios ningunean a Calderón por la inseguridad: AMLO

En la defensa del petróleo, no se retrocederá ni para tomar impulso


Ciro Pérez Silva y David Carrizales (Enviado y corresponsal)


Aldama, NL, 30 de agosto. En la defensa del petróleo no se dará un paso atrás, “ni siquiera para tomar impulso”, advirtió aquí Andrés Manuel López Obrador a unas horas de que se defina la estrategia nacional para evitar que el Congreso apruebe una reforma a Petróleos Mexicanos que contravenga la Constitución y afecte los intereses de los mexicanos.

Al culminar este sábado una gira por la entidad que lo llevó a visitar 19 municipios, López Obrador se congratuló de iniciar el periplo en el municipio de Francisco Javier Mina, “quien vino de España a consolidar la lucha y defender la independencia de México, un español que vino a nuestro país con otra idea, con una visión distinta a la que pretenden llegar otros ahora con la ayuda del gobierno usurpador en una especie de reconquista, encabezados por empresas como Repsol y el secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño, yo los conozco bien porque he estado en las entrañas del monstruo”, enfatizó el ex jefe de Gobierno del Distrito Federal.

El tabasqueño destacó en la plaza principal de este municipio que nunca en la historia del país hubo tanta gente dispuesta a defender los intereses nacionales enfrentando inclusive al poder político y económico que pretende incrementar sus ganancias a costa del bienestar del pueblo de México. Existen hoy condiciones inmejorables para el cambio.

Como lo ha hecho desde que Felipe Calderón envió a la Cámara de Senadores su propuesta de reforma de Pemex, López Obrador condenó “la voracidad” de los grandes consorcios internacionales y la “debilidad evidente de la administración calderonista, que se ve obligada a retribuir a todos aquellos que lo impusieron en la Presidencia de la República”.

Más tarde, en el municipio de Hidalgo, se refirió a una cementera creada como cooperativa a instancias del entonces presidente Lázaro Cárdenas y que terminó siendo absorbida por Cementos Mexicanos (Cemex), siempre con el apoyo del gobierno federal, “aquí con esa operación el gobierno benefició a una persona a costa de centenares de familias, y eso es justamente lo que se quiere hacer con el petróleo.

Al continuar con su gira por el municipio de Abasolo, López Obrador encontró en el alcalde de la localidad, Jaime Villarreal Ramírez, un signo de cortesía política que no recibió en los municipios gobernados por el PAN.

Ayer en Abasolo, el alcalde priísta no sólo lo invitó a visitar el palacio municipal, sino que le pidió que firmara el libro de visitantes distinguidos en el que López Obrador dejó la siguiente nota: “Mi agradecimiento a Jaime Villarreal Ramírez, porque nos dio la bienvenida en este Ayuntamiento, como muestra de respeto y tolerancia. Para todos los habitantes de este municipio, mujeres y hombres, mi respeto y admiración”.

Luego siguió por Villa el Carmen, Salinas Victoria, General Escobedo, donde el tabasqueño se refirió a la grave situación de seguridad que se padece en el país.

“Ahora, hasta quienes lo llevaron a la Presidencia de la República ya lo ningunean. Se ha revelado como un inepto que no tiene capacidad para enfrentar los grandes problemas nacionales, ahora hasta los empresarios le están faltando al respeto”, enfatizó.



Lo integrarán intelectuales y expertos en el tema que incluso participaron en su propuesta

Alista el FAP grupo de asesores para el dictamen sobre la reforma energética

Auxiliará a los legisladores del frente en el proceso que se desarrolla en el Senado

Andrea Becerril

El Frente Amplio Progresista (FAP) conformará este lunes el grupo de expertos e intelectuales que acompañarán a sus senadores en el dictamen de la reforma energética, a fin de que representantes de quienes elaboraron las siete iniciativas en torno al fortalecimiento de Petróleos Mexicanos (Pemex) participen en la discusión y la decisión final.

“Sería una especie de cuarto de al lado o cuarto parelelo, para discutir con ocho o nueve de los autores de la iniciativa ciudadana los pormenores de la negociación en las comisiones dictaminadoras”, comentó el secretario de la Comisión de Energía, Graco Ramírez Garrido Abreu.

Al respecto, el escritor, catedrático y analista Rolando Cordera consideró que sería muy útil para el debate y la transparencia conformar ese grupo, ya que entre quienes concretaron la propuesta del FAP hay “gente con mucha experiencia en la industria petrolera, destacados ingenieros, especialistas en el tema, que seguramente quieren participar en el dictamen de la reforma y coinciden en un elemento irreductible, que es el no a la privatización de Pemex”.

Por separado, el senador Ramírez Garrido Abreu comentó que este lunes se reunirán los coordinadores del FAP para definir todo lo relativo a la integración de ese “cuarto de al lado” y hacer las invitaciones a los intelectuales y expertos. Se pedirá al ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas que se integre a ese grupo.

Asimismo, detalló también que el lunes se discutirá la propuesta del PRD de integrar un “estado mayor” en el que participen los tres coordinadores del FAP y los legisladores de los tres partidos que están en las comisiones dictaminadoras.

Sería, detalló, una comisión política de enlace en el debate sobre la reforma y garantía de que la decisión que se tome será colegiada.

Hizo notar que los legisladores que participan en el dictamen no podrán comprometer ninguna decisión sin antes consultarlo con esa instancia, además de que se mantendrá informados de la negociación de manera permanente a Andrés Manuel López Obrador y los representantes del Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo.

El senador perredista informó, por otra parte, que el martes se reanudan los trabajos de las comisiones de Energía y de Estudios Legislativos, dentro del calendario establecido para dictaminar las cuatro iniciativas sobre Pemex: de Felipe Calderón, del PRI, del Verde Ecologista y del FAP.

Hay una agenda de 34 puntos, de la que se ha discutido apenas el número uno, relacionado con planeación y transición energética. La discusión fuerte se dará a partir del tema 10, sobre la organización de Pemex, donde chocan las propuestas del FAP con la de Calderón y la del PRI, ya que la primera plantea disminuir la presencia del sindicato petrolero en el consejo de administración –de cinco a dos– y dejar fuera de ese organismo a los dirigentes, ya que establece que deberán ser trabajadores de base.

La batalla va a ser difícil, reconoció Ramírez Garrido Abreu, y por ello en su reciente reunión plenaria el PRD determinó “centrar todos los esfuerzos” en la negociación legislativa de la reforma energética, ya que es la prioridad absoluta.

“Nosotros vamos a defender con todo las iniciativas del FAP, porque estamos convencidos de que es la mejor alternativa para modernizar Pemex, sin necesidad alguna de abrirla al capital trasnacional”, agregó.

El despertar
José Agustín Ortiz Pinchetti
jaorpin@yahoo.com.mx

La raíz del mal

La marcha contra la inseguridad es un ejemplo de cómo causas legítimas pueden ser manipuladas. Es cierto, los secuestros, la violencia, el crimen organizado y la impunidad son fenómenos reales y la protesta de la sociedad es sana y legítima. Pero la organización de una marcha monumental y a partir de ella la creación de un movimiento permanente pueden ser tácticas de la reacción. No hay transparencia en los recursos invertidos. Resulta sospechoso el apoyo de los antidemocráticos medios electrónicos. La marcha podría ser el inicio de una reagrupación de la extrema derecha ante la pérdida de legitimidad de los partidos tradicionales. Puede desviar la atención pública. La protesta no va dirigida contra quien debiera: El inepto y corrupto gobierno de Calderón, sino una “vaga denuncia a las autoridades”.

El problema es terrible. En los últimos 20 meses han muerto por lo menos 5 mil personas, entre ellas 500 soldados o policías. Calderón desafió a los cárteles del narcotráfico que luchan ferozmente entre sí con un ejército de 30 mil elementos cuando el narcotráfico abarca a una población por lo menos de 500 mil y probablemente más de un millón. Miles de ellos están bien armados y entrenados, incorporados a los cuerpos de seguridad o nutridos por desertores de éstos.

Se habla en general de la corrupción de los aparatos policiacos y judiciales infiltrados por el narcotráfico, pero se oculta que muchos gobernadores e importantes jerarcas son partícipes o encubridores de los delitos. La garantía de impunidad produce un efecto de demostración negativo. Los responsables del fraude y el saqueo del país no han sido castigados.

En los últimos 25 años los jóvenes mexicanos han tenido dificultades para encontrar empleo. 12 millones han emigrado a Estados Unidos, donde pueden ganar 12 veces más. Pero miles se incorporan a la delincuencia organizada, donde no sin riesgos pueden ganar hasta 100 veces más que en las actividades lícitas mal remuneradas.

¿Cuál es la raíz profunda? Una sociedad decadente dominada por una oligarquía, donde las instituciones se están resquebrajando. Un pequeño grupo que se reserva los beneficios no deja crecer el país. Los elementos de cohesión interna se destruyen cada día. La crisis económica se vincula a la inseguridad. La solución no está en más policías, más ejército y penas brutales. Es necesaria una reforma del Estado. Un cambio drástico en la política económica: volver a crecer y empezar a repartir.

30/08/2008

Congrega a decenas de miles marcha por seguridad en DF

Hasta las 19:00 horas más de 80 mil personas habían recorrido Reforma del Angel a la avenida

Juárez, informó la SSPDF. A las ocho de la noche en el Zócalo se cantó el Himno Nacional.

La Jornada On Line
Publicado: 30/08/2008 18:26

México, DF. Decenas de miles de asistentes a la marcha contra la inseguridad entonaron el Himno Nacional y encendieron veladoras -en punto de las 20:00 horas- a su arribo al Zócalo capitalino y desde el Ángel de la Independencia.

"¡Lo que queremos es vivir en paz, lo que exigimos es seguridad!", clamaron los participantes en la marcha "Iluminemos México", los cuales depositaron veladoras en torno al asta bandera de la Plaza de la Constitución.

Entre gritos de “¡México!, ¡México!, ¡México!” y “¡Ya basta de violencia!”, inició la marcha ciudadana que exigió a las autoridades poner un alto al crimen organizado que lacera y ensombrece la paz del país, según un despacho de Notimex.
CUANDO ESCUCHO PROGRAMAS COMO EL DE TERCER GRADO O COMO EL DE CIRO GOMEZ LEYVA Y PEPE CARDENAS , O A ENERGÙMENOS COMO OSCAR MARIO BETETA , COMO EDUARDO RUIZ HALY Y COMO PEDRO FERRIZ DECON , ME DESESPERO PENSANDO QUE COMO ES POSIBLE QUE TODOS ESTOS SEUDO COMUNICADORES CREEAN EN TODAS LAS ESTUPIDESES QUE DICEN , QUICIERA PODER HABLARLES Y HACERLES ENTENDER EL ERROR EN EL QUE ESTAN , MÀS QUE POR ELLOS , POR EL PÙBLICO QUE LOS ESCUCHA .

AUNQUE SIEMPRE LO HE SABIDO , AHORA MAS QUE NUNCA HE CAÌDO EN LA CUENTA DE QUE NO ES QUE CREAN EN LO QUE DICEN , ELLOS SABEN PERFECTAMENTE QUE LO QUE DIVULGAN NO ES CORRECTO , SABEN PERFECTAMENTE QUE LO QUE DICEN SON MENTIRAS , DE LO QUE SE TRATA ES DE CREAR UNA PERCEPCION FALSA DE LA REALIDAD EN EL CIUDADANO COMÙN Y CORRIENTE , EN EL CIUDADANO DE A PIE .

UNOS MÀS CONVENCIDOS QUE OTROS , COMO EL CASO DE LOS ENERGÙMENOS A LOS QUE ME REFERÌ RENGLONES ARRIBA , OTROS TAL VEZ OBLIGADOS POR SUS EMPRESAS COMO EL CASO DE VICTOR TRUJILLO Y QUIZA DENISE MAERKER , LAS OPORTUNIDADES DE EMPLEO BIEN REMUNERADO SON ESCASAS Y TELEVISA SE LOS HA PROPORCIONADO DESDE SU ABRUPTA SALIDA DE CANAL 40 , DONDE MANTENÌAN UNA LÌNEA EDITORIAL MAS DECENTE PERO QUE ANTE LA NECESIDAD SE VIERON OBLIGADOS A CAMBIAR POR LA QUE LES IMPONE TELEVISA .

ASÌ PUES , SI BIEN NO DEBEMOS DEJAR DE LUCHAR POR UN MEXICO MEJOR Y MAS JUSTO , TAMPOCO DEBEMOS DESGARRARNOS LAS VESTIDURAS POR TODO LO QUE ESCUCHEMOS EN RADIO , TELEVISIÒN Y PRENSA ESCRITA , SE QUE ES DESESPERANTE POR QUE SIN LUGAR A DUDAS LLEGAN A GRANDES MASAS , PERO SEAMOS OPTIMISTAS , ESAS GRANDES MASAS CADA VEZ LE CREEN MENOS AL GOBIERNO Y A LOS MEDIOS , TARDE O TEMPRANO LAS COSAS TIENEN QUE CAMBIAR , ESPEREMOS QUE MAS TEMPRANO QUE TARDE .

EL GOBIERNO MEXICANO SE ENCUENTRA EN ESTOS MOMENTOS SUMAMENTE DEBILITADO Y CUESTIONADO POR LA CORRUPCIÒN QUE CORROE SUS ENTRAÑAS HASTA LA MÈDULA DE LOS HUESOS , POR ESA TERQUEDAD DE FELIPE CALDERÒN DE QUERER REGALAR EL PETRÒLEO A LOS EXTRANJEROS , POR ESA TERQUEDAD DE ALIARSE CON SERES DE LO MAS DESPRECIABLE DE NUESTRA POLÌTCA COMO ELBA ESTER GORDILLO O COMO ROMERO DESHAMPS , VAYA HASTA CON EL PRI DE MANLIO FABIO BELTRONES . FELIPE CALDERÒN ESTA A UN TRIS DE CAER , SOLO NECESITA UN EMPUJONCITO .

LA FUERZA DE ANDRÈS MANUEL LÒPEZ OBRADOR SE ELEVA Y SE DISTINGUE DE ENTRE TODA ESA PODREDUMBRE , ESTÀ MÀS VIGENTE QUE NUNCA , PRECISAMENTE POR ESA HONESTIDAD QUE LO DISTINGUE Y QUE HASTA SUS MAS ACÈRRIMOS ENEMIGOS HAN TENIDO QUE RECONOCER .

HOY MÀS QUE NUNCA , ES UN HONOR ESTAR CON OBRADOR .

Desfiladero
Jaime Avilés
jamastu@gmail.com

¿Veladoras contra la inseguridad pública o contra López Obrador?

A Felipe Calderón se le fue el país de las manos. Hay 16 millones de desempleados, la inflación es la más alta de los últimos 12 años y las bandas del narcotráfico hoy controlan importantes ciudades y regiones, de Chihuahua a Yucatán, dejando una estela de cadáveres, matanzas a la luz del día, ataques a instalaciones militares, cuerpos decapitados, secuestros y venta de protección a incontables negocios, desde inocentes taquerías hasta ruidosos tugurios de table-dance.

Todo el mundo lo dice, lo sabe, lo palpa: este pequeño “gobierno”, que no fue sino una caricatura sin chiste ni gracia, desapareció entre las patas de los caballos, la falta de profesionalismo, la improvisación, la suma de complicidades y la carencia absoluta de un proyecto nacional. Peor todavía, los terribles problemas que ha causado se agravarán más, y más, y más, mientras la sociedad no lo remplace. ¿Cómo llegamos a tal situación de desastre?

En el principio, sobre las ruinas del modelo socialdemócrata del viejo PRI, nos obligaron a beber las medicinas “amargas pero necesarias” del Fondo Monetario Internacional. Miguel de la Madrid sacó a remate las mil 100 empresas que formaban el patrimonio de la nación. Salinas de Gortari consumó la subasta. Ernesto Zedillo vendió los últimos ferrocarriles y la firma estadunidense que se los compró lo nombró gerente para que los administrara.

El saqueo pronto se reflejó en la estadística: en 1996, el Banco de México reportó que 75 por ciento del dinero depositado en los bancos del país estaba en manos de 2.5 por ciento de los “ahorradores”, mientras el restante se lo disputaban 97.5 por ciento de los cuentahabientes. En 15 años, el neoliberalismo produjo una concentración de riqueza tan injusta como la que existió aquí durante el virreinato.

Cuando un grupúsculo de ricachones se adueñó de casi todas las empresas del Estado –con excepción de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad–, Salinas “arregló” la Constitución para que Vicente Fox pudiera ser presidente de la República. Un sexenio más tarde Zedillo hundió al PRI para que Fox ganara las elecciones presidenciales y, gracias a ambos, el ranchero salvaje de Guanajuato encabezó “un gobierno de empresarios por empresarios para empresarios”.

Entre 2001 y 2006 –de acuerdo con datos oficiales de la Auditoría Superior de la Federación–, Fox “devolvió” a los 50 mayores empresarios del país 604 mil millones de pesos, suma idéntica a la que esos magnates en conjunto pagaron al fisco por concepto de impuestos en el mismo periodo. Éstos no dudaron en respaldar a Fox cuando trató de encarcelar a Andrés Manuel López Obrador en 2005, ni en bendecir el fraude electoral de 2006; sabían que el eventual triunfo del tabasqueño les quitaría tan abusivo privilegio.

Conmovido por la adhesión “espontánea” que le manifestaron en aquellos momentos difíciles, Calderón mantuvo la política foxista de no cobrarles impuestos a los más ricos: en el primer semestre de 2008 ya les devolvió 93 mil millones de pesos por concepto de “incentivos fiscales”. Huelga decir que tanto los 604 mil millones de pesos que Fox le robó a la nación para agasajar a sus cómplices, como los 93 mil que acaba de dilapidar Calderón, provienen de las ventas excedentes del petróleo, es decir, del dinero no presupuestado ni comprometido para su gasto que Pemex recibió gracias al aumento constante del precio de los hidrocarburos.

Por no haber invertido esos recursos en obras productivas, creación de empleos y desarrollo de infraestructura, Fox y Calderón son responsables de que México registre el crecimiento económico más bajo de América Latina, inferior incluso al de Haití, que es una de las naciones más pobres del mundo. Si la ultraderecha panista, en lugar de robarse los 700 mil millones de pesos que Pemex captó por las ventas excedentes de petróleo entre 2001 y 2007, hubiera multiplicado las fuentes de trabajo, fortalecido el campo, modernizado los sistemas educativo y de salud, intensificado la investigación científica y tecnológica y construido las refinerías que faltan para reducir la importación de combustible, nuestro país tendría tasas de crecimiento cercanas a 8 por ciento anual, similares a las de Brasil y Argentina, sólo por debajo de la de Venezuela. Pero no.

Todo fue a dar a las manos de unos cuantos, mientras la miseria y la falta de horizontes empujaban a millones a emigrar a Estados Unidos y la economía paralela de la droga absorbía a cientos de miles de jóvenes del campo, a la periferia de las ciudades y ahora también a las clases medias, que nutren las legiones de sicarios del narcotráfico.

Esta noche, algunos de los principales beneficiarios de esta política impulsada por los últimos presidentes –de De la Madrid a Fox– más el breve espuriato de Calderón marcharán para repudiar la violencia del crimen organizado y la impotencia de las autoridades. En realidad, todos los mexicanos deberíamos acudir a esa movilización para exigir la renuncia del gobierno federal por su incapacidad y corrupción manifiestas. Sin embargo, la prensa identificada con esa minoría y con la ultraderecha no habla sino de López Obrador, como si éste fuera responsable de los más de 5 mil muertos que la descomposición del régimen de facto ha dejado por todo el país.

Quienes encabezan la protesta de esta noche en realidad representan los intereses de aquellos que se benefician de la devolución de impuestos y quieren comprar Pemex. Hace cuatro años apoyaron la intentona del desafuero; después financiaron la campaña del odio que polarizó al país; más tarde bendijeron el fraude electoral que en los hechos constituyó un golpe de Estado y se burlaron del IFE violando las nuevas disposiciones que les prohíben difundir mensajes políticos.

Ahora, usando políticamente el miedo, la angustia, el dolor y la desolación que abruma incluso a sus propios familiares y amigos, pedirán que se implante una especie de dictadura militar, con el Ejército en las calles y la abolición de las garantías individuales, como medida extrema para evitar que Calderón se caiga ante la evidente insatisfacción del pueblo.

Por lo pronto, mañana a las 10 de la mañana, en el Monumento a la Revolución, López Obrador dará a conocer las nuevas medidas que adoptará el Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, si el PRIAN, una vez reabierto el Congreso, vuelve a intentar la privatización de Pemex. En tal caso –millones de mexicanos lo saben– sobrevendrá un paro indefinido, con cierre de autopistas, para evitar que nos arrebaten lo último que nos queda.


Se equivocan si creen que vamos a actuar después de que el Congreso apruebe la reforma

En septiembre, “nueva etapa” de la lucha en defensa de Pemex: AMLO

Este domingo nos reuniremos en todas las plazas para organizarnos; si permitimos que entreguen el petróleo habrá más violencia y desempleo, advierte

El lunes empieza el verdadero mes de la patria


Ciro Pérez y David Carrizales (Enviado y corresponsal)


Villa García, NL, 29 de agosto. Si el pasado abril fue importante para el movimiento de resistencia civil pacífica, ya que se logró detener una iniciativa “privatizadora y entreguista” que pretendía dar el petróleo a los extranjeros, septiembre va a ser el auténtico mes de la patria. “No permitimos antes y no vamos a permitir ahora que quieran venir a imponer reformas que sólo perjudicarán más al pueblo de México”, advirtió aquí Andrés Manuel López Obrador.

“En septiembre se inicia una nueva etapa de la resistencia civil pacífica. Si alguna lección nos dejó la elección de 2006 es que para enfrentar a la mafia que detenta el poder se requiere no sólo voluntad, sino organización, y eso es lo que hemos venido haciendo. Este domingo vamos a reunirnos en todas las plazas públicas del país para organizarnos bien, porque en caso de que el PAN y el PRI quieran imponer una reforma anticonstitucional a como dé lugar, llamaremos a la movilización de todo el pueblo de México, porque no vamos a permitir que se roben lo que es de todos los mexicanos”, advirtió.

“Nos ha ido bien en la resistencia”

Al continuar este viernes una gira de tres días por esta entidad, el ex candidato presidencial destacó: “a nosotros nos ha ido bien en esta lucha, si vemos lo que han sufrido y padecido en otras épocas los mexicanos que lucharon por la independencia y la justicia”, y enumeró algunos episodios de la historia nacional.

“Miguel Hidalgo y José María Morelos fueron reprimidos y asesinados; en el movimiento de Reforma hubo mucho sacrificio de la gente. En ese entonces, Benito Juárez supo actuar con firmeza y perseverancia; en la Revolución tuvieron que morir un millón de mexicanos para que se acabara con la dictadura porfirista y para que se cumpliera, aunque sigue siendo una asignatura pendiente, la sentencia de sufragio efectivo.

“Todo ha tomado mucho sufrimiento y sacrificio de los mexicanos, porque no es fácil enfrentar los intereses creados, a la mafia de los poderes económico y político”, señaló, para luego enfatizar que ahora corresponde a esta generación de mexicanos cambiar el país.

“A nosotros nos tocó llevar a cabo la cuarta transformación de la vida pública de México; lo vamos a hacer sin violencia, pero con mucha organización, esa es la clave de todo. Si llegamos a tener 10 millones de ciudadanos organizados, nada detiene el cambio. Ya llevamos 2 millones 400 mil mexicanos registrados y esperamos este año llegar a 3 millones, y le vamos a seguir”, agregó el tabasqueño en referencia a los registros de apoyo que ha recogido en su recorrido por más de mil 400 municipios.

Destacó que tras 25 años de política neoliberal, el país está siendo “azotado” por la corrupción y la violencia; cada vez hay más pobres, menos empleo y carestía. “Este régimen caduco se está cayendo a pedazos y ya es evidente que no ha funcionado el sistema de privilegios que ha llevado al país a la crisis. Antes, cuando decíamos esto a lo mejor nos veían de reojo algunos ciudadanos, ahora ya están tomando conciencia, están más informados y decididos a luchar con nosotros por un cambio”, dijo.

Condenó que a pesar de todas estas evidencias, el gobierno de Felipe Calderón insista no sólo en sostener un esquema que ha evidenciado su fracaso, sino que ahora pretenda “entregar el único medio que puede servir como palanca para el desarrollo, que es la industria petrolera. Si permitimos que lo haga, tendríamos más violencia, más desempleo, más pobreza”, advirtió.

López Obrador adelantó que durante las asambleas informativas que tendrán lugar este domingo se establecerán las medidas que habrá de tomar la resistencia civil pacífica, a efecto de impedir que el dictamen sobre la reforma energética llegue al pleno del Senado si se trata de un documento que atente contra la soberanía nacional.

“Ellos, el PRI y el PAN, creen que vamos a actuar después de que aprueben una reforma entreguista, pero se equivocan, porque nos vamos a preparar para actuar desde el próximo lunes”, adelantó el tabasqueño, quien enfatizó que sin importar que los llamen “alborotadores” habrán de detener “un nuevo atraco a la nación”.
Arturo Alcalde Justiniani

El fraude de las Afores


El sistema de pensiones implantado hace 11 años en nuestro país hoy exhibe su verdadero rostro. Se trata de un auténtico despojo de los magros recursos de la población trabajadora, que beneficia a un puñado de empresas trasnacionales llamadas Afores, Siefores y aseguradoras privadas. Los fondos han perdido 52 mil millones de pesos en el presente año en inversiones en contraste, las empresas administradoras han cobrado comisiones por 10 mil millones de pesos en el mismo periodo. Mientras muchos pierden pocos ganan.

¿Cómo es posible que en nuestro país se permita hacer negocio a costa de los trabajadores, quienes después de largos años de trabajo han venido ahorrando pequeñas cantidades para sobrevivir en la última etapa de su vida? ¿Cuál es la lógica de imponer un sistema que permite a empresas privadas manejar estos fondos sin que se justifique socialmente su presencia? Un dato basta para acreditar este absurdo: 85 por ciento de los recursos pensionarios son canalizados a comprar deuda pública para ello, no son necesarias 22 Afores, elegantes edificios, campañas publicitarias, ejecutivos con altos salarios y gigantescas comisiones; se trata de una simple función de intermediación que no requiere de dicha infraestructura. Otra suerte tendrían los trabajadores si sus recursos fueran manejados por entidades públicas o sociales que tuvieran por función beneficiar los fondos de pensiones, canalizando los intereses en su favor e invirtiendo en renglones que favorezcan a los propios trabajadores.

A medida que se confirma el comportamiento real de este sistema de pensiones sustentado en cuentas individuales, se acreditan sus limitaciones. Es un modelo inseguro para los trabajadores, pues estos deben cargar con todos los riesgos financieros; el Estado y el patrón eluden cualquier responsabilidad; conlleva una confiscación en la medida que obliga a los asalariados a colocar su patrimonio en manos de entidades privadas, que los manejan como propios sin arriesgar nada, cobrando sus comisiones sobre el monto de las cantidades ahorradas y no por el resultado de su gestión financiera.

Esta condición privilegiada de las Afores se ha ido consolidando con el tiempo; la reforma a la Ley del SAR en abril de 2007 vigente a partir de marzo de 2008 es clave en este proceso. Asa Cristina Laurell lo resume claramente: “Las Afores nunca pierden, cuando se inició el sistema cobraban una comisión alta sobre cada depósito y baja sobre ahorros. En el momento en que se juntaron cerca de 900 mil millones a principios de este año, los legisladores cambiaron el sistema de cobro a fin de permitir un porcentaje sobre el ahorro, con esto las ganancias esperadas son poco más de 7 veces de lo que hubieran percibido en el sistema antiguo”.

Además de obligatorio, privado e inseguro, el sistema tiende a otorgar pensiones cada vez más bajas. La proyección esperada bajo el actual sistema es que los trabajadores que ingresaron al régimen del IMSS con posterioridad a la reforma que entró en vigor en julio de 1997, recibirán pensiones con tendencia decreciente y sensiblemente inferiores comparadas con las del régimen anterior. Por esta razón, aquellos trabajadores que ingresaron con anterioridad a esa fecha han optado por rechazar el nuevo sistema.

Sería equivocado aceptar resignadamente que este absurdo sistema de seguridad social es el único posible. La mayor parte de los países del mundo transitan por vías diferentes, combinando sistemas públicos con privados, con controles y apoyos estatales para proteger los fondos pensionarios, así como garantías para evitar los daños que hoy acaecen en nuestro país. Incluso en países como Chile, de quien se copió el modelo de Afores, existen varios mecanismos para proteger al trabajador de pérdidas por medio de reservas, encajes y en última instancia, vía la protección del Estado.

El problema es que en nuestro país el tema pensionario se ha visto como un apoyo al sector privado y no como una prestación en favor de los auténticos destinatarios. En esta deformación tiene una grave responsabilidad el movimiento sindical que se subordinó desde un inicio a los lineamientos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, la cual ha venido instaurando obligatoriamente este modelo en todos los sistemas pensionarios, bajo distintas modalidades. La última imposición se concretó en la Comisión Federal de Electricidad, creando con ello un abismo entre los trabajadores activos y los nuevos trabajadores. La responsabilidad patronal para estos últimos se redujo a un aporte patronal de 7.5 por ciento del salario. Como siempre la píldora se doró señalando que si todo caminaba bien las pensiones serían suficientes para sobrevivir, aunque los cálculos actuariales digan todo lo contrario. Esta expresión de un dirigente sindical lo dice todo: “No nos preocupemos por los futuros trabajadores cuyo nombre y apellido ni siquiera conocemos”. Con esta lógica solidaria todos estaríamos en el hoyo.

La mejor manera de contrarrestar este fraude, además de exhibir sus extremos y convocar a la protesta, es impulsando otro sistema de seguridad con una lógica solidaria, sustentada financieramente, que considere el comportamiento poblacional, la responsabilidad patronal y el margen fiscal del Estado. Para ello, es importante aprovechar la experiencia internacional sustentado en sistemas mixtos en los que el trabajador nunca pierde la capacidad de opción y el Estado mantiene su carácter corresponsable, modelos en los cuales todas las partes colaboran en un sistema integral de seguridad social que proteja a toda la población, complementados con renglones adicionales acordes a las circunstancias económicas y laborales de cada uno de los sectores. En este diseño alternativo deberían estar convocadas las instituciones académicas y especialistas junto con las organizaciones sindicales que todavía están preocupadas por sus miembros y por aquellos que aún no tienen nombre y apellido.

29/08/2008

Rayuela


Una decisión difícil exige reflexión: hacer un encabezado periodístico con descabezados.



Luis Javier Garrido

Los veinte días


México se halla en un momento de definiciones ante el inicio del próximo periodo de sesiones del Congreso de la Unión, pues un grupo de panistas y priístas pretenden, al entregar la industria petrolera al capital extranjero, arrogarse la responsabilidad histórica de cancelar la vía para que México sea una nación independiente y de paso para que el destino del país se pueda decidir por la vía de la razón.

1. El gobierno de facto de Felipe Calderón ha multiplicado en pocos días las señales de su desesperación por lograr que el PRI le entregue aprobadas cuanto antes en bandeja de plata las contrarreformas legales en materia energética conocida como iniciativa Beltrones, lo que le permitiría cumplir sus primeros compromisos con las multinacionales y disponer de recursos frescos para subsistir políticamente, a costa, desde luego, de enajenar el patrimonio de la nación, que no le pertenece. De ahí que Juan Camilo Mouriño, titular de facto de Gobernación, el martes 26 haya reunido en sus oficinas de Bucareli, convertidas en casa de campaña del PAN, a los jefes de las bancadas blanquiazules con un grupo de secretarios de Estado para planear en cónclave el nuevo fast track.

2. La iniciativa de la sociedad civil, que plantea la necesidad de otra política de Estado en materia energética, en la cual un Pemex reunificado y fortalecido sea el pilar de una industria petrolera nacional, y que el FAP ha hecho suya, fue entregada al Senado apenas el lunes 25, dos días antes de que esa Cámara recibiese los resultados de la Consulta Popular, y ya presas de enorme agitación los panistas exigen que se expida la nueva legislación. El titular de Energía, Jesús Reyes-Heroles Jr., llegó incluso a demandar el martes 26 que sea cuanto antes, considerando que los próximos 20 días serán “cruciales” para el país, asumiendo que en ese lapso se tendrá que expedir un nuevo marco legal que “flexibilize” la empresa: esto es, que le permita seudolegalmente privatizar la industria petrolera nacional

3. La “flexibilización” de la que hablan los tecnócratas neoliberales no es otra cosa en el caso de Petróleos Mexicanos que la creación de un marco jurídico “de excepción”, para que al margen del ámbito constitucional, y sin control alguno, la paraestatal pueda suscribir directamente –o por conducto de sus filiales– contratos con las corporaciones trasnacionales para irles cediendo todas sus funciones.

4. La exigencia de Calderón al Congreso para que expida la legislación que le permita privatizar la industria petrolera nacional –a pesar de lo que dispone la Constitución General de la República, de la oposición nacional a esta medida y de lo que se ha expresado en múltiples foros– es, por consiguiente, una exigencia al PRI, que de socio, aliado y cómplice ha pasado a ser su apoyo fundamental, y más que eso: su protector. Y lo más significativo es que lo hace en un momento crítico, cuando el desastre de la administración calderonista es generalizado.

5. El peso de la tarea sucia parece estar, por consiguiente, en las manos de lo que queda del PRI, que bajo la presidencia de Beatriz Paredes no ha sido otra cosa que un aparato de apoyo al gobierno espurio y entreguista de Calderón, haciéndole las faenas sucias e ilegales y cargando con el costo de esa relación de complicidad. De manera que ante la responsabilidad que tendría que asumir el PRI por este acto de traición a México, la cúpula priísta no ha hallado otra coartada que pretender que está virando hacia la socialdemocracia, y que con eso podría engañar a los mexicanos.

6. La 20 Asamblea Nacional del PRI, que se hizo al vapor el 23 de agosto en Aguascalientes, que no fue la reunión democrática del que se supone es el órgano supremo del partido, sino un foro de discursos de la cúpula, que avaló, como es normal, en estos cambios rituales a sus documentos básicos, pretende ser presentada como un viraje del Institucional hacia posiciones socialdemócratas, lo que es falso.

7. El PRI se hizo miembro observador de la Internacional Socialista (IS) desde finales del sexenio de López Portillo y se afilió plenamente a esta organización mundial de partidos hace ya varios lustros, poco después de que lo hiciera el PRD, por lo que esta redefinición del PRI como “socialdemócrata” no es ningún hecho nuevo, como pretende la cabeza de La Jornada del domingo 24. No hay en esta proclama que hicieron sus dirigentes ninguna novedad.

8. La IS, que tiene como uno de sus vicepresidentes a Cuauhtémoc Cárdenas, es, por otra parte, al menos desde los años 80 del siglo pasado, como todo mundo sabe, una organización de partidos abiertamente derechista, que sostiene el modelo monetarista y las políticas privatizadoras del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional, y no representa, por lo mismo, ninguna alternativa frente al modelo que defienden los partidos de la Internacional Democrática de Centro (antes Demócrata Cristiana), cuyo copresidente es Vicente Fox. Las dos organizaciones internacionales de partidos se asumen opuestas pero son tan similares que es difícil encontrar diferencias en sus planteamientos. Anthony Giddens, uno de los ideólogos de la socialdemocracia, decía, por ejemplo, en 2002 que el gobierno de su amigo Tony Blair en Gran Bretaña no había sido distinto del de Margaret Thatcher, La Dama de Hierro, y que lo único que lo distinguía de ella era que estaba siempre sonriente y que no usaba bolsa. Los priístas suponen que sorprenden a los mexicanos haciéndoles creer que están virando a la izquierda y esto es un acto de desprecio al pueblo de México

9. La única afinidad históricamente justificable para cualquier fuerza política mexicana hoy día tendría que ser con los pueblos y las fuerzas políticas de diversos países latinoamericanos que defienden a ultranza los recursos estratégicos de su pueblo: en Bolivia, en Paraguay, en Ecuador o en Venezuela.

10. El PRI puede hacerle una vez más el trabajo sucio a Calderón, ahora en materia energética, pero sus dirigentes deben entender que ya no pueden engañar como antes a los mexicanos y que si lo hacen van a encontrar a amplios sectores dispuestos a impedir que culmine este intento de despojo a la nación.



Editorial De La Jornada



Violencia, información, escándalo


Para este diario convertir en su nota principal la información sobre el hallazgo, en Mérida, de más de una decena de decapitados constituye una decisión editorial difícil, que obliga a un examen minucioso de la frontera entre información socialmente útil y escándalo mercantilista. La consideración concluyente para hacerlo así es que la masacre y la manera particularmente atroz de presentar sus vestigios constituyen un mensaje inequívoco para las autoridades federales, estatales y municipales: los mutilados de Yucatán, sumados al ataque perpetrado antier en Guanajuato contra una instalación militar, por no hablar de las imparables y ya habituales ejecuciones diarias en diversos puntos del territorio nacional, subrayan la irrealidad del publicitado cónclave de alto nivel efectuado hace unos días en Palacio Nacional con el propósito de acordar medidas para frenar a la criminalidad y restablecer la seguridad pública en el país.

Esta violencia alarmante, mal definida como “guerra” en el discurso gubernamental, no es sólo una disputa de poder, sino también un intercambio de gestos de fuerza entre las autoridades formales y las organizaciones delictivas, por más que las fronteras entre unas y otras se han difuminado por efecto de la descomposición que experimentan las instituciones de procuración e impartición de justicia y las corporaciones de seguridad, por los viejos lazos entre policías y secuestradores, así como por la infiltración del narcotráfico en las esferas política, empresarial y mediática.

Aunque los mensajes bárbaros de los delincuentes resulten crípticos para el común de los ciudadanos y de los informadores, es claro que son, en muchos casos, algo más que ajustes de cuentas, venganzas o advertencias: buscan, además, crear impactos en la opinión pública; van cargados, por así decirlo, con una intención mediática.

En este contexto, el desempeño del oficio periodístico exige sensatez, mesura y responsabilidad para informar sin contribuir a la zozobra y para ceñirse a la verdad sin buscar el escándalo, por más que la verdad resulte escandalosa. El desafío consiste, por otra parte, en no volverse tribuna de los grupos de infractores que buscan publicidad, y en contar los hechos sin agravar la inseguridad o la tragedia de víctimas de la delincuencia y sus familiares. Las respuestas a estos difíciles equilibrios pueden encontrarse en el tratamiento editorial que se da a la información, en la prudencia para no divulgar datos que pudieran poner en peligro o someter a escarnio a inocentes, y en el discernimiento requerido para no ser caja de resonancia de los criminales.

Por desgracia, las dificultades para informar en forma equilibrada se multiplican por la irresponsabilidad de funcionarios y políticos que, en afán de notoriedad o por mera insensatez, agitan a la opinión pública con declaraciones desmesuradas, indiscretas o falsas. Tal es el caso del procurador general de Justicia de Baja California, Rommel Moreno Manjarrez, quien hace unos días aseguró que la joven secuestrada Silvia Vargas “podría estar en el norte del país” y que su plagio “tiene que ver con la trata de blancas”; si eso fuera cierto, el empleado público pone en riesgo la investigación correspondiente; si es falso, constituye un deplorable manoseo del sufrimiento de la familia. En otro contexto, la diputada Ruth Zavaleta declaró ayer que sus compañeros de bancada habían introducido bombas molotov al recinto legislativo de San Lázaro en ocasión de la conflictiva y cuestionada toma de posesión del actual titular del Ejecutivo federal. Aunque horas después la legisladora se retractó y pidió disculpas por el disparate, el daño ya estaba hecho y sus palabras iniciales eran citadas en cadenas de correo electrónico como “prueba” del “salvajismo perredista”.

En la circunstancia presente, debiera ser tarea de los medios consignar los hechos sin sensacionalismos y acompañados de reflexión y de elementos de contexto. La Jornada optó por destacar la información de la más reciente masacre criminal porque, a su juicio, constituye, además de un reflejo de la barbarie desatada en el país, una señal espeluznante de la descomposición que impera en los aparatos estatales, reducidos a la impotencia por la falta de claridad y de previsión de quienes los encabezan e insisten, para encubrir su ineptitud o con un propósito peor, en que los hechos de violencia que padece el país son una “guerra”. No la hay. No está en juego la sobrevivencia nacional ni hay un enemigo a exterminar. Se padece, sí, una persistencia gravísima de la impunidad y de un consiguiente deterioro del estado de derecho y de la seguridad pública, pero no se trata de un conflicto bélico sino de descomposición de las instituciones nacionales.

PRI y PRD: inútil campaña mediática oficial contra el hampa

Exigen a Los Pinos asumir su responsabilidad sin dejarse amedrentar

Habrá paz si mejora la situación económica, asegura López Obrador



En respuesta a la campaña mediática que inició el presidente Felipe Calderón, en ocasión de su Informe de gobierno, aludiendo a las acciones en materia de seguridad, los senadores de los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y de la Revolución Democrática (PRD) advirtieron que el crimen organizado no será derrotado con campañas mediáticas y demandaron al gobierno federal asumir su responsabilidad sin dejarse amedrentar por la delincuencia.

El coordinador de los senadores priístas, Manlio Fabio Beltrones, dijo que el ataque de un comando armado a un destacamento del Ejército en Guanajuato, y las mantas con mensajes amenazantes, obligan a Felipe Calderón Hinojosa a actuar con mayor energía, ya que de lo contrario, si cede ante las presiones de las bandas criminales, “será un gobierno destinado a que su debilidad lo lleve al fracaso”.

En tanto, organizaciones de derechos humanos consideraron que en materia de seguridad la ciudadanía y sus gobernantes no deben conformarse con medidas coyunturales, como el incremento de penas, cambio de nombre a cuerpos policiacos o solicitudes de mayor presupuesto, sino que se deben “fundar las nuevas instituciones que el país necesita y que los gobiernos de la alternancia (panistas) se han negado a construir”, y con ello combatir la principal causa de la inseguridad: la impunidad.

En conferencia de prensa, la Red Todos los Derechos para Todos –conformada por más de 50 organismos no gubernamentales (ONG)– manifestó que en la pasada reunión del Consejo Nacional de Seguridad Pública (CNSP) el tema de derechos humanos estuvo ausente casi por completo, lo que resulta “preocupante” y demuestra el “marcado desdén” a la materia por parte del actual gobierno, que concibe a la seguridad como “un instrumento de limitación de derechos”.

NOTA COMPLETA :


Astillero
Julio Hernández López
Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx


Iluminar, ¿hasta dónde?

■ Que no sea llamarada de oportunidad

■ En pie, la defensa del petróleo


Contra la intención original de dar al voluntarismo ciudadano un carácter transformador casi mágico (que, visto así, sería capaz de reformar estructuras de máxima corrupción a través de marchas cuatrianuales sin posterior organización y seguimiento, quedando más bien en peligro de acabar como manipulaciones de la justificada irritación social para beneficio de propósitos políticos de ciertos gobernantes y grupos empresariales), la marcha sabatina que buscará iluminar a México con veladoras está desde ahora frente a un cuadro que requiere replanteamientos básicos: como si fuese un preámbulo intencional a esa caminata que se realizará en varias ciudades del país y el extranjero, han aumentado las ejecuciones de mexicanos pertenecientes a los bandos policiales, narcotraficantes o inocentemente ciudadanos (ayer, 12 decapitados en Yucatán, más el resto de asesinados del país, diez de ellos en Guerrero) y, al mismo tiempo, una de las facciones criminales en pugna ha desatado una campaña propagandística mediante mantas colocadas en notables sitios urbanos de la República para acusar directamente al ocupante principal de Los Pinos y a relevantes autoridades militares y policiales de ser los responsables concretos del terrible baño de sangre que vive la nación, según eso porque desde siete años atrás, es decir, al principio del gobierno de Vicente Fox, durante toda su administración y en lo que va de la actual, las autoridades formales se han dedicado a proteger a uno de los cárteles, el jefaturado por el famoso Chapo con cuya fuga se inauguró el foxismo, y a perseguir a los que siempre han sido sus adversarios o que se han enemistado con él en las tandas de alianzas y rupturas que ese negocio ha vivido aceleradamente desde que Felipe Calderón decidió emprender una guerra contra el narcotráfico que sólo ha servido para militarizar el país, establecer un rodante y discrecional estado de excepción que lo mismo sirve para enfrentar delincuentes que disidentes, y llenar al país de muertes crueles que han envenenado la convivencia social y demostrado sin duda que las leyes y las instituciones han entrado en un estado de supervivencia apenas discursiva.

Centrar, en ese contexto, la caminata sabatina en el punto de los secuestros, y pretender que con reformas procesales o instrumentales se podrá resolver el grave problema estructural de la múltiple inseguridad pública será una manera de conducir la inconformidad ciudadana hacia terrenos falsos y decepcionantes. La protesta de las veladoras debe iluminar ese espacio nigérrimo de las complicidades de los gobernantes y sus equipos de trabajo con determinados bandos de lo que llaman la delincuencia organizada. No se trata, desde luego, de creer a pie juntillas lo que interesadamente uno de los grupos en pugna denuncia, sino de atender las evidencias y los indicios disponibles, con mantas o sin ellas. La grave descompostura nacional fue desatada por Calderón al declarar una “guerra” para la que no pidió permiso a nadie y la que va perdiendo escandalosamente no en función de los intereses particulares que pudieran animarle, sino en razón de las vidas sacrificadas, del miedo colectivo inyectado, de la violación creciente de derechos humanos y de la pérdida acelerada de control y vigencia del Estado. Iluminar, sí, pero todo y a fondo. De otra manera, nuevamente esas movilizaciones quedarán en llamarada de oportunidad (o en visita programada a Los Pinos al día siguiente, con Calderón, para afinar detalles de la siguiente etapa de trabajo conjunto).

Desplazada del foco mediático justamente por la peculiar irrupción del movimiento organizado desde la elite para protestar contra la inseguridad pública, sesionará el domingo, también en diversas ciudades del país, la estructura organizativa de la resistencia civil pacífica contra la persistente y casi decidida intención de privatizar más las actividades de Pemex. Así como después de julio de 2006 se estatuyó mediáticamente como delito social e intelectual el dudar de la limpieza de las elecciones que llevaron a Los Pinos a Calderón, ahora se ha desarrollado una intensa y sucia campaña que pretende satanizar la defensa de los recursos nacionales. Frente a una serie de maniobras de desgaste (en las que han jugado un papel destacado los Chuchos comprobadamente colaboracionistas con el calderonismo) se ha sostenido un segmento de mexicanos que cree necesario luchar contra las causas de las desgracias del país y no sólo contra las consecuencias. El tamaño y la fuerza de ese movimiento habrá de verse en este septiembre en puerta.

Astillas

Como uno de los últimos favores contra el lopezobradorismo que pudo hacer desde la presidencia de la mesa directiva de San Lázaro, Ruth Zavaleta reveló el pasado miércoles que el primero de diciembre de 2006 había en la Cámara de Diputados “un arsenal de bombas molotov, y lo que se le hubiera ocurrido a los compañeros meter, por si había guerrita adentro de la cámara”. Con ligereza, sonriente, pues dice que el tipo de política que ejerce la divierte, la novoizquierdista comentó que, al ver el riesgo de que su arsenal inflamable fuese detectado por los perros entrenados por militares que revisaban San Lázaro, los “compañeros” que se oponían a la toma de protesta de Felipe Calderón le pidieron a ella que negociara el retiro de esos animales, y así “terminaron metiéndolo debajo de unos colchones”. Ayer mismo, Zavaleta reconoció que sus palabras fueron un “error” y una “irresponsabilidad”, porque ni le constó ni vio que hubiera las mencionadas bombas molotov aquel primero de diciembre en que ella, en cambio, ocupó largamente en el podio un lugar estratégico que cedió a un gesto de Manlio Fabio Beltrones para que pudiese darse la ceremonia de protesta de Calderón... Por cierto, quedó como presidente de la mesa directiva del Senado el felipista Gustavo Madero, con lo que el citado Beltrones se mantendrá como poder tras las sombras y Carlos Navarrete como comprensivo acompañante malpagado... ¡Feliz fin de semana!



México SA
Carlos Fernández-Vega
cfvmx@yahoo.com.mx • cfv@prodigy.net.mx

Fábula en cadena nacional

■ Las “razonables” cifras olvidan a 50 millones de pobres

En su fábula del miércoles por la noche, el inquilino de Los Pinos se animó a decir que “a pesar de todo (…) la economía mexicana ha resistido razonablemente con solidez este escenario económico adverso y poco a poco vamos saliendo adelante”; que “el empleo también ha seguido creciendo, ya van más de 800 mil nuevas fuentes de trabajo en el país desde el inicio de mi gobierno”; y “para que podamos vivir mejor es indispensable contar con una economía competitiva, una economía fuerte y en crecimiento, que sea capaz de generar los empleos que necesitamos”.

Lo dijo en cadena nacional, en horario triple A, en la que considera la más alta tribuna de la nación y más fresco que un turista en el mar. De entrada, habría hecho un enorme aportación a la multitudinaria audiencia que atentamente sigue sus agudos comentarios encapsulados, con miras a lo que llama “segundo informe de gobierno”, si tras la aseveración de “…ha resistido razonablemente…”, hubiera detallado qué entiende por razonable, porque de entrada más de 50 millones de pobres, según cifras oficiales, cancelan la posibilidad de defensa racional de una política económica devastadora para el grueso de los mexicanos.

Es “razonable”, por ejemplo, que más de la mitad de los mexicanos (cifras oficiales) sobrevivan en la pobreza y la miseria; lo es la vergonzosa concentración del ingreso y la riqueza; acaso es “razonable” que en poco más de cinco lustros la tasa de “crecimiento” anual promedio a duras penas sea de 2.3 por ciento; es “razonable” una economía que reporta una brutal deuda social, con creciente déficit de empleo, salarios raquíticos y una migración incontenible. Sin rubor, él dice que sí.

En aquello de “el empleo también ha seguido creciendo…” tendría que fundamentar sus cifras, porque las oficiales indican que a lo largo de la “continuidad” en términos netos no se ha generado una sola plaza. De hecho, se han cancelado, pues la tasa oficial de desempleo abierto creció 0.75 puntos porcentuales del primer día de diciembre de 2006 al cierre de julio de 2008, al pasar de 3.4 a 4.15 por ciento de la población económicamente activa (la mayor tasa en 20 meses del gobierno de la “continuidad” y el doble de la reconocida en noviembre de 2009). Aún en el supuesto que se diera por buena la estadística que él maneja en sus comentarios encapsulados, las 800 mil plazas equivalen a 40 por ciento de la demanda real en lo que va de su gobierno o, lo que es lo mismo, que seis de cada 10 mexicanos que por primera vez se incorporaron al mercado laboral en busca de un empleo se quedaron con las ganas, es decir, en la desocupación.

El tercer elemento tampoco ayuda (“… economía competitiva, fuerte y en crecimiento…”). Cuando se aposentó en Los Pinos, México ocupaba el escalón número 49 a nivel internacional en lo referente a competitividad; un año después en el 52, mientras en materia de “crecimiento” económico las cosas han ido de mal en peor. En 2007 el “incremento” real del producto interno bruto resultó 33 por ciento inferior al registrado en 2006, y para 2008, en el mejor de los casos, será 15 por ciento menor al del año previo.

Ya picado, subrayó “la confianza que hay en México”, la cual “ha permitido que aumente la inversión del mundo en nuestro país, que es una inversión, además, que genera empleos y que el año pasado alcanzó una cifra récord de casi 25 mil millones de dólares”. Pues bien, todo indica que “la confianza” se ha reducido sustancialmente, toda vez que un par de días atrás la Secretaría de Economía, con otro de los cuates de Calderón despachando en la oficina principal, no tuvo más remedio que reconocer que en este renglón la inversión extranjera directa se desplomó 20 por ciento en el primer semestre de 2008.

No podía faltar el eslogan oficial de moda, con un sic cortesía de Los Pinos: “la inflación que mide el aumento de precios en México es la más baja en nuestro país en todo el continente americano, salvo el caso de Canadá, y desde luego es la más baja de todos los países de América Latina”. Ya el Banco de México había advertido que en 2008 este indicador duplicará la meta del gobierno calderonista, de tal suerte que no tiene mucho qué presumir en este renglón.

A pesar de todo, no hay por qué alarmarse, porque lo anterior no es un problema para los mexicanos, sino para aquellos que viven allende nuestras fronteras. Ya lo explicó el inquilino de Los Pinos: “desafortunadamente, este último año México ha enfrentado uno de los peores ambientes económicos internacionales. Hacía muchos años que no sufríamos, al mismo tiempo, recesión e inflación internacional, que son los dos peores males de cualquier economía… Los problemas económicos internacionales que ahora enfrentamos son transitorios a final de cuentas, van a quedar atrás; pero lo que van a permanecer son los cambios de fondo que le estamos haciendo a la economía. Al final de esta coyuntura (que ya suma 26 años) difícil tendremos una economía más fuerte, más sólida, que crecerá más rápido y generará más empleos”.

Que se preocupen los envidiosos que no viven en este heroico país de la “continuidad”, porque para los que aquí sobreviven el inquilino de Los Pinos –según su atinada y convincente cápsula– realiza “grandes esfuerzos para que no se afecte la economía de las familias más pobres; pero no sólo estamos trabajando para superar esta coyuntura adversa, también estamos decididos a transformar a nuestro país con una visión de largo plazo”.

En fin, que los logros virtuales de Calderón tienden a superar a los de su predecesor y ahora “estratega” Vicente Fox. Y si alguien encuentra los “cambios de fondo que le estamos haciendo a la economía”, favor de reportarlo a Locatel.

Las rebanadas del pastel

De la lectoría, sobre el PIB por habitante: “si calculamos los ingresos mensuales del ingeniero Slim obtenemos que equivalen a los de un millón 299 mil mexicanos que ganen cinco salarios mínimos mensuales o a 900 mil que ganen siete. Cuando se comparan los ingresos per cápita de Suecia, Noruega, Japón, Corea, entonces sí se tiene muchísimo menor dispersión de los datos, lo cual es lógico, ¿alguien sabe qué ciudadano de esos países está entre los primeros diez más ricos del mundo? Ahí si existe democracia, la cual comienza con la distribución de la riqueza. Así podemos ir calculando a cuántos mexicanos arrastran los millonarios ingresos de las principales familias del país, con lo que logramos ese fabuloso ingreso de 11 mil dólares per cápita anual” (Félix Morales, flmc02@gmail.com).

28/08/2008

Rayuela


Nadie está ciego, salvo tal vez la clase política. No hace falta que nos iluminen. No se vale hacer política y negocio con el dolor ajeno.



Aunque me desgaste politicamente habrà movilizaciòn antiprivatizadora : AMLO



A dos años de gestión, Felipe Calderón resultó ser un inepto e inútil, afirma López Obrador

Monterrey, Nuevo León
Jueves 28 de agosto de 2008

--------------------------------------------------------------------------------

* Calderón es un pelele y un títere de Carlos Salinas, de Roberto Hernández y de aquellos que lo impusieron, precisa

* Coincide con la preocupación de los mexicanos que participarán el sábado en la marcha contra la inseguridad pública

* Aclara que la violencia se combate con empleo y educación y no con amenazas de mano dura, más policías y leyes más severas


Desde la sultana del norte, Andrés Manuel López Obrador aclaró a Felipe Calderón, Manlio Fabio Beltrones y Carlos Salinas que ni piensen que los mexicanos sólo vamos a protestar después de que se apruebe la llamada reforma energética.

Por eso, indicó, si hay privatización va a haber movilización, pero no permitiremos que los vendepatrias entreguen el petróleo a empresas petroleras extrajeras.

Aseguró que los legisladores del PRI y el PAN ni siquiera podrán presentar el dictamen de la iniciativa privatizadora ante el pleno del Senado de la República, porque no es un asunto que se dirima sólo en el Congreso de la Unión, sino “es un asunto que involucra a todo el pueblo de México”, subrayó.

Es de dominio público que el PRI y el PAN van a intentar imponer la llamada reforma energética, pero “nos estamos preparando y el próximo 31 de agosto, en las principales plazas de las 32 entidades de la República, se harán asambleas informativas para dar a conocer el plan de acción de resistencia civil pacífica para defender el petróleo.

“En el caso del Distrito Federal, la asamblea informativa se desarrollará en el Monumento a la Revolución, el próximo domingo”, explicó al ser entrevistado a su llegada al Aeropuerto Internacional de Monterrey.

Los representantes de los medios de comunicación le pidieron su opinión sobre el desarrollo de las tres fases de la consulta popular sobre la llamada reforma energética. López Obrador explicó que en el mencionado ejercicio democrático participaron 2 millones 800 mil ciudadanos, que manifestaron su rechazo a una eventual participación de la iniciativa privada en la explotación y otras áreas reservadas al Estado.

Adicionó que los legisladores del Frente Amplio Progresista, integrado por el PRD, PT y Convergencia, presentaron una iniciativa de reforma para fortalecer a Pemex, la cual fue elaborada por intelectuales, expertos y técnicos.

Al abordar el tema de de la inseguridad y la violencia que prevale en el territorio mexicano, López Obrador expresó que se debe a que desde hace 26 años se viene aplicando una política económica neoliberal y entreguista que favorece a una minoría rapaz y mantiene en la pobreza millones de mexicanos.

“Raro sería que después de 26 años sin crecimiento económico, sin empleos, sin bienestar social, no hubiese inseguridad y violencia”, indicó.

Al preguntarle si Calderón era manejado por el ex presidente Carlos Salinas, respondió sí y afirmó que Calderón es un pelele, es un títere de Carlos Salinas y de Roberto Hernández, así como de los potentados de México que lo impusieron en la Presidencia de la República.

Con relación a la aparente aspiración del priista Carlos Salinas de gobernar el estado de Nuevo León, el presidente legítimo de México expresó que la gente no debe espantarse, porque con Natividad González pareciera que está gobernando Salinas de Gortari.

“Aquí en Nuevo León han tenido la desgracia de tener a gobernadores salinistas, además son muy rateros, así sean del PRI o del PAN. Por ejemplo Elizondo cuando fue senador aprobó todo los acuerdos para comprar el gas natural en el extranjero y por eso los mexicanos tenemos que pagar más por este servicio que en otros países del mundo”, comentó.

Al recordarle que el próximo primero de septiembre se llevará a cabo el segundo informe de gobierno de Felipe Calderón y al preguntarle si había algo que informar, manifestó: “no sé, Calderón resultó ser un inútil, no sólo porque no tiene autoridad moral, sino que se ha revelado como un inepto”.

Expresó que ahora los potentados “ya no le dicen Felipe, sino Lipe, porque ya le perdieron la fe”.

Desde Linares, el presidente legítimo de México manifestó que aunque los potentados, quienes ayudaron a Calderón a usurpar la Presidencia de la República, emprendan una guerra sucia contra el Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, “no vamos a permitir la privatización del petróleo”.

Recordó que cuando los legisladores del Frente Amplio Progresista tomaron las tribunas del Congreso de la Unión, los vendepatrias iniciaron una campaña de desprestigio y lo compararon con Hitler, Mussolini y Stalin, “hasta dijeron que éramos unos revoltosos”.

Y ahora, señaló, “aunque haya un desgaste político, aunque afecte nuestra imagen, nosotros no dejaremos sin porvenir al pueblo de México”.

Al iniciar la gira de trabajo por 17 municipios de Nuevo León, López Obrador subrayó que coincide con la preocupación de los mexicanos y quienes marcharán, el próximo sábado, 29 de agosto, en contra de las autoridades que no han hecho nada por detener los altos índices delictivos.

Sin embargo dijo estar en desacuerdo con las acciones que tomó el gobierno usurpador de Felipe Calderón para combatir la delincuencia en el país, “porque para frenar este problema se debe de cambiar la actual política económica y combatir la corrupción”.

Sostuvo que no se va a resolver el problema de la inseguridad, como plantea Calderón y algunos organizadores de la marcha del próximo sábado, con más policías, con más soldados. “Si queremos que haya tranquilidad, paz social en el país, tiene que haber mejores condiciones de vida y de trabajo para millones de mexicanos”, dijo.

Para mañana, el presidente legítimo de México, Andrés Manuel López Obrador, Villa García, Santa Catarina, Garza García, Guadalupe, Ciudad Benito Juárez, Apodaca y San Nicolás.





Adolfo Sánchez Rebolledo

Hay propuesta


Por mucho que se esfuercen sus autores, lo cierto es que fuera de las propuestas del Ejecutivo, sobre la mesa del Congreso sólo existen dos conjuntos de iniciativas: las que mandó el gobierno (corregidas por el PRI) y las que fueron elaboradas y discutidas por un amplio conjunto de expertos, legisladores y políticos, invitados o pertenecientes al Frente Amplio Progresista (FAP).

Es muy importante destacar, justamente, el carácter plural y multidisciplinario del grupo que trabajó en ellas porque, además de eludir el sesgo partidista, demuestra la existencia de, digámoslo así, una capacidad instalada en sabiduría específica que sencillamente las autoridades no tomaron en cuenta.

Hoy los temas y los problemas de la mayor industria del país se conocen mejor que nunca y, gracias al debate y la persistencia de algunos (a la necesidad de introducir la reflexión en torno al marco constitucional —que la iniciativa original había escamoteado para facilitar la privatización silenciosa—), la sociedad ha vuelto a reflexionar sobre la naturaleza del “interés nacional” y las alternativas realmente existentes en el mundo global.

Lamentablemente, el gobierno no parece dispuesto a abandonar su idea de vender a cualquier precio una mercancía que ahora se sabe está defectuosa. En lugar de retirar su propuesta para darle seriedad a sus planteamientos, sigue imaginando un escenario en el cual pueda alzarse con una apretada mayoría, sin entender, por lo visto, el retroceso que esto significaría aquí y ahora.

Están ciegos, pues nada afectaría tanto nuestro desarrollo como la aprobación al vapor de leyes de cuya valía ni siquiera sus impulsores están debidamente convencidos (recuérdense los lamentos sobre la reforma necesaria y la posible, pergeñados por algunos liberales desengañados porque no se instaló la venta de garaje). Obviamente, al PRI, como partido, le corresponderá en buena medida la decisión y por ella será juzgado. Lamentable sería que el heredero del PRM le diera la puntilla a la nacionalización del petróleo, pero en este mundo posmoderno todo puede suceder.

Se repite que entre las distintas propuestas hay numerosos puntos de coincidencia. Y así es. Sobre ellos podrán trabajar las comisiones respectivas, siempre y cuando se entienda que la transformación radical de Pemex es inaceptable si se parte de su anticonstitucional privatización. “Somos opuestos al desmembramiento de la paraestatal, a la reducción de sus áreas de actividad, a la pulverización de sus acciones, a su privatización, así sea parcial, independientemente de la forma o designación que se le quiera dar”, se refiere en el documento del FAP.

A muchos les parece principismo puro la fidelidad a la Constitución, pero mientras ésta no cambie ningún legislador podrá obrar sin respetarla. Más aún: la reflexión en torno a los principios constitucionales se convierte en la piedra de toque, en una posibilidad más que teórica para poner en pie una nueva estrategia de desarrollo.

Un aspecto de singular importancia, que en los esquemas oficiales parece no ser tan importante, es el que se refiere a la necesidad de pensar la reforma de Pemex como parte integral de una genuina reforma energética, de modo que se puedan pensar los proyectos en función de su desarrollo y no sólo, como ocurre hoy, en virtud de la dependencia fiscal del Estado a las actividades de la industria petrolera. En este punto está, evidentemente, una de las claves de los cambios que son necesarios y ante los cuales el establecimiento político y financiero se muestra más reacio. Sin una visión de Estado de largo plazo, México corre el riego de dilapidar sus recursos sin garantizar la seguridad energética, tema capital si los hay. Ojalá y los legisladores, sobre todo algunos panistas, pudieran dejar a un lado su impaciencia, la fe en el mercado (muy de capa caída) y la mitología de los “tesoros ocultos” y se pusieran, no como pide Reyes Heroles, a seleccionar “lo mejor” de cada iniciativa, sino a pensar en un planteamiento que recupere para México la iniciativa histórica en materia energética. Un buen comienzo sería aceptar que el gobierno no puede seguir perdiendo el tiempo hablándole al oído a las trasnacionales petroleras y sí tiene al alcance de la mano la posibilidad de aceptar cambios aquí y ahora en el funcionamiento de Pemex, sin esperar a la conclusión del proceso legislativo que para culminar bien debe trabajar con cuidado.

Esa discusión puede iniciarse de inmediato y ya existe un planteamiento elaborado con ese fin. Si la preocupación por la situación de Pemex es tanta como afirma el director de la paraestatal, ¿por qué no comenzar por tomar las medidas que no requieren reformas?

PD: El Presidente dice que en materia de seguridad “todos somos responsables”. No es así. La autoridad tiene una responsabilidad única e intransferible.


NO CABE LA MENOR DUDA , EL TIEMPO SIGUE DANDOLE UNA Y OTRA VES LA RAZÒN AL PEJE , ¿ SE ACUERDAN DE AQUELLA FRASE "AL DIABLO CON SUS INSTITUCIONES" ?.......¿ALGUNA DUDA?

Arrecia narco campaña contra Calderón
regina martínez


MÉXICO, D.F., 26 de agosto (apro).- El crimen organizado continuó hoy con la campaña mediática en contra del presidente Felipe Calderón y el Ejército mexicano.

Por segundo día consecutivo, las organizaciones criminales invadieron otros puntos del territorio nacional con narcomantas, en las que caricaturizan al Ejecutivo federal y le advierten: “la guerra y las ejecuciones” continuarán mientras sigan protegiendo al cártel de Sinaloa”.

Esta vez, las narcomantas aparecieron en Reynosa y Ciudad Victoria, Tamaulipas, así como en Córdoba, Boca del Río, Coatzacoalcos y Jalapa, Veracruz.

En Reynosa fueron colocadas 12 mantas en distintos puntos de la ciudad, una de ellas, de aproximadamente 50 metros, cerca del Cuartel de la Octava Zona Militar.

Algunas de los narcomantas colocadas en Reynosa tenían impresa la imagen del presidente Felipe Calderón con la banda presidencial y otras más la del expresidente Vicente Fox.

Una de ellas contenía la siguiente leyenda: “Señor Felipe Calderón, quieres acabar con la delincuencia, acaba primero con tu gabinete corrupto”.

Otra más, colocada en el Boulevard Hidalgo, decía: “Señor Felipe Calderón, guerra y ejecuciones si tu gabinete sigue protegiendo a delincuentes como Joaquín Guzmán, Ignacio Coronel, La Familia, Oscar Valencia o Ismael Mayo Zambada”.

En la que fue colocada en Ciudad Victoria, en el puente peatonal del Boulevard Fidel Velásquez, se leía: “Quieren que se termine la violencia, dejen de proteger a el Chapo Guzman, Mayo Zambada, Nacho Coronel, por traidor Oscar Valencia el chaparro… los michoacanos el Chango Méndez gentes protegidas por los comandantes de los cuarteles de Sinaloa, Michoacán y Sonora, los generales de brigada Rolando Eugenio Hidalgo Eddi, Rafael de Jesús Ballesteros Topete y Rafael García Aguilar, respectivamente”.

Otra más, decía: “El gobierno federal quiere acabar con la delincuencia, cuando ellos mismos encubren a cambio de sumas millonarias, desde hace siete años a: Joaquín Guzmán Loera (el Chapo), Oscar Valencia, Ignacio Coronel (el Coronel), Ismael Zambada (el Mayo), la Familia, Martín Cordero Luqueño. General de Sonora, encargado de darles protección a estos narcotraficantes. ¿Acaso esta es la lucha contra el crimen?”.



Temen “psicosis” en Veracruz

En Córdoba, Boca del Río, Coatzacolacon y Jalapa, Veracruz, también aparecieron varias mantas, todas ellas similares a la que ayer fue colocada en Poza Rica, en la que también se acusaba al gobierno federal de proteger al cártel de Sinaloa.

A lo largo de la avenida Lázaro Cárdenas, en la capital veracruzana, había 10 lonas con sus respectivos mensajes. En uno de ellos se leía: “Señor narco presidente si quiere que se acabe la inseguridad deje de proteger a los narcotraficantes como el Chapo Guzmán, Ismael el Mayo Zambada, la familia Michoacana y a los mandatarios partidistas que igual que usted son narcos como los anteriores que llevan 40 años como narco mandatarios”.

Otro: “Si quieren que se acabe la inseguridad en el país, tu Calderón deja de proteger a los narcos. Al Chapo, al Mayo, al Nacho, al Coronel, El Esparragoza, a la familia Michoacana y a los mandatarios partidistas, que igual que ellos son narcos que ya llevan más de 40 años de ser narco mandatarios”.

Sobre la aparición de las narcomantas, el alcalde de Jalapa, el priísta David Velasco Chedraui, señaló que tal situación podría generar una psicosis entre la población ante la “eventual” presencia de la delincuencia organizada en esta ciudad.


NOTA COMPLETA :



PLAZA PÚBLICA

Ominoso Narcodesafìo

MIGUEL ÁNGEL GRANADOS CHAPA

La geografía del crimen organizado permite saber que sus capacidades destructoras se encuentran por doquier, en todo el País. Hace poco el estado de Colima, el único donde no se había producido una ejecución entre narcotraficantes perdió esa valiosa excepcionalidad. La omnipresencia de las armas delincuenciales es una verdad sabida, comprobada y padecida. Pero el martes una banda de narcotraficantes lanzó un descomunal desafío al Estado mexicano: mostró su capacidad de desplazamiento y la libertad de acción que ha ganado al colocar 27 mensajes en lugares públicos de doce ciudades en seis estados. El reto se concentró en entidades norteñas: Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, pero se expresó también en Quintana Roo, Veracruz y San Luis Potosí.

Simultáneamente, en obvia aplicación de un plan, ante la mirada pública en no pocos casos, grupos de delincuentes desplegaron mantas en jardines y calles de ciudades distantes entre sí como Piedras Negras y Cancún, como Acuña y Poza Rica, como Nueva Rosita y Matehuala (así como en Nuevo Laredo, Sabinas y Múzquiz). Tres capitales quedaron incluidas en la maniobra propagandística: San Luis Potosí, Saltillo y Monterrey. En esta última ciudad el desafío no se recató: una manta fue colocada a pocos metros del Palacio Municipal, y la de la Alameda fue desplegada ante testigos que pudieron ver que lo hacía un comando de diez personas, llegadas a bordo de tres vehículos, exhibiendo armas largas. Es decir, no se contrató a brigadas de muchachos desempleados sino que se quiso hacer saber de qué se trataba.

El despliegue de anteayer es ominoso porque los colocadores de mantas pudieron haber realizado, con la misma libertad con que se desplazaron, sin riesgo alguno de ser detenidos, cualquiera otra acción, incluidas ejecuciones o asesinatos y levantones o secuestros de personas sin vinculación alguna con la delincuencia. El desafío, si bien forma parte de la contienda entre bandas de narcotraficantes (como ayer detalló el diario Reforma al dar cuenta abundante de las narcomantas) puede también ser entendido como una respuesta entre insolente y burlona de la delincuencia organizada al Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad. Si no lo es, al menos significa que las movilizaciones burocráticas, más mediáticas que reales, contra la delincuencia tienen sin cuidado a sus destinatarios.

Lamentablemente, los delincuentes, organizados o no, incipientes o profesionales, tienen razón para disponer de las ciudades, poblados y caminos como si fueran propios, porque ninguna autoridad puede ponerles el alto. El procurador federal Eduardo Medina Mora, supo desde poco después de perpetrado el secuestro de la joven Silvia Vargas Escalera, lo que significa que hace ya once meses la averiguación previa que debió iniciarse entonces arroja el mismo resultado que miles de otros ejercicios ministeriales; es decir, ninguno. Se ha llegado por eso al extremo de que la madre de la víctima, en un gesto dramáticamente enternecedor pida a quienes se llevaron a su hija que la dejen en libertad o, al menos, informen sobre el destino de su cuerpo si es que, como a Fernando Martí, la asesinaron. Tampoco puede la PGR ofrecer resultados de las averiguaciones, si se abrió alguna, relativas a cinco secuestros más, de que fueron víctimas la directora y alumnos de la misma escuela a que asistía Silvia Vargas (Diario Monitor, 27 de agosto).

Los narcomensajes de la campaña desplegada el martes aluden a la corrupción como causa de su reproche. No debe conferirse crédito, ni por un instante, a las acusaciones que contienen los textos de las mantas exhibidas. El solo hecho de que sean anónimos impide creer un ápice de lo que dicen en su lamentable caligrafía, amén de que sus alegatos, de ser auténticos, provienen de bandas de facinerosos que defienden sus intereses. Pero sus insinuaciones se refieren a conductas de militares que deberían ser punto de partida para investigaciones realizadas por órganos creíbles, si los hubiera.

En territorio mexiquense, ya cerca del Distrito Federal, la escritora Marta Alcocer fue asaltada el jueves pasado, a la hora en que en Palacio Nacional se reunían los firmantes del pacto contra los delincuentes. Narrado con el hondo dramatismo con que vivió la agresión, el atraco caminero pudo haberse convertido en un torturante secuestro que acaso terminara con la muerte de la víctima. Para fortuna de Marta Alcocer ella se salvó de un destino que en cambio padeció, en Mexicali, Ángel Caldera Mendoza, hijo de la profesora Guadalupe Mendoza Partida, supervisora en la zona escolar número 20. Los secuestradores demandaron el pago de diez mil dólares, que la familia no pudo reunir por más esfuerzos que hizo. En respuesta, el joven de 19 años fue asesinado. El cadáver fue dejado en la cajuela de un vehículo robado, en un canal de riego.

Es previsible que esos asesinos queden sin castigo, porque en Baja California la muerte tiene permiso. En Tijuana, en sólo dos días fueron decapitadas cuatro personas y una más murió con el cráneo destrozado. El subprocurador local dijo que los muertos del martes, tres de los cinco fueron probablemente asesinados en lugar distinto del basurero clandestino donde sus cuerpos fueron hallados, a pocos metros de sus cabezas. Esa es la trágica condición de Tijuana, una ciudad donde se puede asesinar y transitar con cadáveres a cuestas sin que nadie lo impida o detenga a quienes lo hacen.






Jorge Eduardo Navarrete

La iniciativa ciudadana

Como se sabe, esta semana llegó al Senado de la República, llevada por legisladores del Frente Amplio Progresista (FAP), la iniciativa ciudadana de reforma petrolera. Se ha destacado el hecho, al que es difícil hallarle precedentes, de que fue elaborada por un grupo plural, diverso, interdisciplinario, convocado por las fracciones parlamentarias del FAP y por el Movimiento de Defensa del Petróleo. Ese grupo, entre cuyos integrantes se encontraron muchos de los convidados al debate energético del Senado de la República, elaboró varios documentos.

Las siguientes reflexiones aluden a dos de ellos: el planteamiento sobre la necesidad de elaborar una política de Estado en materia de energía, con amplia visión prospectiva, que hace las veces de exposición de motivos de las iniciativas de reforma de diversas leyes, y las iniciativas mismas, en especial las relativas a reformas a la Ley Reglamentaria del artículo 27 constitucional en el ramo del petróleo y a una nueva Ley Orgánica para Petróleos Mexicanos. El debate sobre la reforma petrolera se verá enriquecido y podrá orientarse hacia nuevos derroteros, esta vez congruentes con los intereses y demandas del desarrollo nacional, en virtud de tener sobre la mesa los contenidos de esta iniciativa ciudadana.

Quizá el señalamiento más repetido en los foros del Senado fue el relativo a la necesidad de rescatar a Pemex de las tenazas que lo ahogan, constituidas por el expolio fiscal, que lo priva de recursos superiores a la renta petrolera que genera; el laberinto de regulaciones y controles, diseñado para empresas paraestatales que han dejado de existir, y la maraña de modus vivendi corruptos en que lo han enredado el sindicato y algunos de los contratistas privados que, a menudo en forma ilegal, participan en sus actividades sustantivas.

Se consideró que la autonomía presupuestal y de gestión constituía el instrumento adecuado para romper esas tenazas y extraer al organismo de la debacle operativa. Así lo entiende la iniciativa ciudadana. A diferencia de las otras, sin embargo, no propone para Pemex un régimen de excepción que lo coloque por encima de todo mecanismo de vigilancia y control, excepto aquellos de los que él se dote. Esa excepcionalidad puede resultar, junto con un régimen laxo de contrataciones de obras y servicios, el vehículo para convertirlo en un proveedor de contratos y permisos de los que tome ventaja toda clase de actores privados, nacionales y foráneos. Hay ejemplos recientes de este tipo de abusos.

La autonomía de gestión que prevé la iniciativa ciudadana se define con rigor y claridad: es la facultad de que se dota al organismo para “operar con fundamento en criterios técnicos, económicos, estratégicos, ambientales y de seguridad, de conformidad con la legislación aplicable y los lineamientos del Programa Nacional de Energía”. Se trata de una autonomía de gestión que debe expresarse en resultados relacionados con seguridad energética, mejoramiento de la productividad, restitución de reservas, reducción de impactos ambientales, fomento del ahorro y la eficiencia en el uso de la energía y promoción del desarrollo científico y tecnológico nacionales.

La autonomía presupuestaria, por su parte, se concibe como la facultad del organismo para elaborar su propio presupuesto, el que deberá ser incluido, “en rubros por separado y sin que se establezca relación con el balance ingresos-egresos federales”, en los proyectos de Ley de Ingresos y de Presupuesto de Egresos de la Federación. En otras palabras, la prioridad en el uso de los recursos generados por Pemex no será más cubrir los faltantes recaudatorios o financiar los déficit del gobierno federal, sino asegurar la sana operación, expansión y desarrollo de la industria petrolera nacional.

La iniciativa ciudadana prevé, naturalmente, que Pemex acuda a la contratación de obras y servicios con particulares, dando preferencia, en igualdad de circunstancias, a los nacionales. Establece, desde la Ley Reglamentaria misma, un requisito que tornará imposible comprometer a trasmano participaciones en la propiedad del recurso o en la renta derivada de su extracción, la renta petrolera.

Además de fijar que ningún contrato podrá otorgar porcentajes en los productos y participación en los resultados de las explotaciones, preceptúa que tampoco podrá convenirse el pago en efectivo del equivalente a esos porcentajes o participaciones. Esta disposición aleja en definitiva el peligro de que, bajo figuras como la de contratos incentivados, se lleguen a establecer los contratos de riesgo. Es la única de las propuestas que ofrece esta garantía.

No elimina, por no ser prudente hacerlo, la posibilidad de que, por verdadera excepción, algunos contratos puedan ser adjudicados por invitación restringida o de manera directa. Empero, tratándose de actividades de exploración y desarrollo o de construcción de instalaciones industriales, de transporte y almacenamiento, se requerirá la autorización específica del Consejo de Administración, la opinión de la Secretaría de la Función Pública y será necesario informar a la Cámara de Diputados. Así, en lugar de abrir la puerta para que prácticamente todos los contratos importantes se adjudiquen por estos procedimientos, se establecen requisitos que estimularán acudir a las licitaciones y, en los hechos, cerrarán la puerta a un cúmulo de prácticas corruptas.

Sólo me he referido a un aspecto, de particular relevancia, de los muchos en los que la iniciativa ciudadana resulta una opción claramente preferible a las otras que serán examinadas por el Congreso. Quizá se considere ingenuo concluir manifestando la esperanza de que, en su procesamiento legislativo, como ahora se dice, se atienda más a los méritos intrínsecos de las iniciativas que a su origen político. Si éste fuera el criterio rector de las negociaciones en el Congreso, muchos aspectos de la iniciativa ciudadana quedarían consagrados en las leyes que eventualmente se aprueben.