30 ene 2010



Desfiladero

AMLO, Benedicto XVI y el Ombligo Verde




Jaime Avilés

Desfiladero, el abismo oportuno, presenta las nuevas aventuras de Gregorio Sánchez, presidente constitucional del municipio de Benito Juárez, Quintana Roo, y precandidato de la megalianza” formada por los partidos de la Revolución Democrática (PRD), del Trabajo (PT) y Convergencia (C), quien sigue empeñado en devastar la reserva ecológica del Ombligo Verde de Cancún para construir una plaza colonial del siglo XVI, estilo Walt Disney, en la que habrán de convivir, así lo ha dicho, “los poderes divinos y terrenales”, mediante la edificación simultánea de una catedral y un palacio del ayuntamiento.

Pero antes, dos cosas. La primera. El Siglo de Torreón publicó esta semana una encuesta, a la que respondieron mil 843 personas, con una sola pregunta: “¿a quién le gustaría ver en la carrera presidencial?” Los resultados fueron estos: a Enrique Peña Nieto, 508 (27.6 por ciento); a Andrés Manuel López Obrador, 235 (12.8); a Josefina Vázquez Mota, 224 (12.2); a Beatriz Paredes, 171 (9.3); a Santiago Creel, 160 (9.0); a Marcelo Ebrard, 130 (7.1). Y por último, a otro, 409 (22.2).

Segunda. Hace tres días, en la blanca Mérida, durante una comida de viejos amigos, a la que asistieron priístas, perredistas y panistas (y este columnista gorrón), con el objetivo estratégico de saborear tacos de venado y chilmole de cerdo (en el restaurante La Hacienda de San Antonio, que dirige y anima el trovador y humorista Roberto Ardila Xic), un militante del partido de Beatriz Paredes, que detesta a Peña Nieto, dijo con genuina preocupación: “Hay que tener mucho cuidado con López Obrador. En el DF tiene millones de votos y puede volver a dar la sorpresa”.

Moraleja doble: tres años después de un incesante linchamiento mediático, López Obrador sigue siendo la única opción de verdadero cambio. Así lo perciben millones de capitalinos y, a la vez, pequeños grupos de personas en ciudades tan distantes y distintas como Mérida y Torreón. Esto explica por qué, en el sorprendente inicio de 2010, todos los partidos políticos –léase PRI-PAN-PRD-PT-C y demás– se han unido a la coalición encabezada por Felipe Calderón, los medios al servicio del régimen, la oligarquía y la alta burocracia, para sacar al político tabasqueño, de una vez por todas, de la lucha electoral.

O si no, ¿cómo se interpreta lo siguiente? Desde el 20 de noviembre de 2006, cuando tomó posesión en el Zócalo como presidente del “gobierno legítimo de México”, López Obrador emprendió una gira por los 2 mil 90 municipios constitucionales del país y los más de 400 municipios de usos y costumbres de Oaxaca, para formar comités y estructuras locales de organización, orientadas básicamente a la lucha electoral. En ese esfuerzo, el tabasqueño desplegó inagotable energía física y una tenacidad sin parangón, a lo largo de 2007, 2008 y 2009, años en los que, asimismo, condujo batallas tan duras e importantes como la defensa de Pemex.

Bien, ya están los comités municipales del gobierno legítimo en funcionamiento y creciendo. El esfuerzo no fue en vano, al contrario. Y llega el año electoral de 2010, en que se disputarán 12 gubernaturas. Pero entonces, los partidos que supuestamente responden (o respondían) a las expectativas del movimiento obradorista, le dan la espalda, lanzándose en pos de una absurda y saboteadora alianza con los partidos de la ultraderecha neoliberal, que ha saqueado y destruido el país. ¿Alguien puede entender, o por lo menos tratar de explicar, semejante disparate? ¿O simplemente hemos llegado al final del camino?

En las bases de la resistencia civil pacífica, por fortuna, abundan quienes, como Machado, saben que cuando se acaba el camino se hace camino al andar. Así lo demostraron los pejecomités de Tamaulipas, al manifestarse contra Lino Korrodi –el ex cerebro financiero de la campaña electoral foxista, de quien Jaime Martínez Veloz escribiera años ha: “si este hombre no es un gángster, qué desperdicio de cara”– para invitarlo a rechazar la candidatura al gobierno de ese estado que le había ofrecido Jesús Ortega. Pronto veremos cómo reaccionan los de Hidalgo, cuando les digan que “su” abanderada será la recontrafoxista Xóchitl Gálvez.

Pero volvamos a Quintana Roo, donde Gregorio Sánchez, el fanático religioso que gobierna al “pueblo de Dios” (véase el Desfiladero del 16/1/10), recibió ayer dos noticias. La buena, que el obispo de la prelatura Cancún-Chetumal, monseñor Pedro Pablo Elizondo, fue al Vaticano y logró que el papa Benedicto XVI bendijera los planos del parque bicentenario que Greg intenta construir en la reserva ecológica del Ombligo Verde. La mala, que ayer mismo, un juzgado civil canceló la obra, atendiendo una demanda legal interpuesta por los diputados Javier Geovani Gamboa y Francisco Amaro Betancourt, de los distritos locales 12 y 13.

Tulio Arroyo Marroquín, presidente de la organización ecologista Ombligo Verde, dijo a Desfiladero que Greg pretende financiar su “parque bicentenario, sede de los poderes divinos y terrenales”, mediante la privatización de 3.5 kilómetros de “áreas verdes y equipamiento urbano” del malecón de Cancún, que el alcalde aspira a vender a la empresa Roca Capital SA de CV, a un tercio de su valor, con la anuencia del director del Fondo Nacional de Turismo (Fonatur), Miguel Gómez Mont, emparentado, claro está, con el secretario de Gobernación calderónico, por lo que el bisne, estimado en 20.4 millones de dólares, deduce este columnista, podría salpicar muy, muy, muy arriba.

Sin embargo, el asunto se ventila en la sala constitucional y administrativa del Tribunal Superior de Justicia de Quintana Roo, donde pesa otra denuncia contra Greg porque trató de cambiar ilegalmente el uso de suelo del malecón, a fin de hacerlo apto para la construcción de condominios, que arruinarían la laguna natural de Nichupté.

Pregunta. ¿Este precursor de la teocracia (“gobierno de Dios”), enemigo de la ecología y amante de los negocios oscuros, será el candidato del movimiento de López Obrador en Quintana Roo? Por lo pronto, ya se tomó la foto en compañía de Manuel Camacho Solís, el siempre afable y decorativo Alejandro Encinas y los dirigentes del PRD-PT-C, quienes esperan ansiosos a que de un momento a otro se les una el PAN.

Respuesta. La fuerza del PRI en Quintana Roo es tan extensa y profunda que Greg no tiene la menor oportunidad de alzarse con la victoria. Obtendrá, sin embargo, una votación aceptable y los partidos recibirán buenas prebendas. Finalizado el sainete, el candidato de Dios quedará bien posicionado para buscar una senaduría en 2012. Y todos los políticos involucrados en la jugada brindarán con champaña. Pero habrá otras consecuencias: el desencanto afectará a las bases de la resistencia civil pacífica y el desgaste será, sobre todo, para Andrés Manuel.

Lo que suceda en Quintana Roo bien puede establecer un paradigma para el resto de los estados donde habrá elecciones este año. El PRI las ganará, de todas todas, el movimiento se debilitará y López Obrador se verá en la necesidad de replantear muchas cosas. Antes o después se pondrá de manifiesto que entre los individuos como entre las naciones, cuando se acaba el camino no hay más remedio que seguir haciendo camino al andar.

jamastu@gmail.com




29 ene 2010




La melodía de la discordia


Y la música de fondo

• En el surrealismo mexicano…

En la guerra, mi estimado, la fuerza y el engaño son las dos virtudes esenciales. Con dosis de alta tensión, atractiva adrenalina y delicada volatilidad finaliza la accidentada semana con una clara línea de fuego entre el partido en el poder (del no poder) y las lacritas tricolores. En medio, una descontrolada ola de violencia que vuelve a pintar de rojo la nota del país colocando el listón al fracaso federal de la guerra contra la organizada delincuencia, y como deliciosa cerecita el peligroso coctelito bajo la crema y nata de lo que sucedió la madrugada del lunes entre el jugador del América Salvador Cabañas y su viejo conocido José Jorge Balderas (AKA JJ), cliente distinguido del Bar Bar y operador de travesuras en varios antros incluyendo… el de Insurgentes, uno que otro en Acapulco, Guerrero y, of course, en el Estado de México.

Y para seguir documentando el original catastrofismo del cuadro nacional, que haría palidecer de envidia al mismísimo Kafka, my friend, desde el (des)gobierno los jilgueros cantan la joyita de que no está descontrolada la inflación, de que vamos por el camino correcto (al despeñadero) y de que en este 2010 habrá un significativo crecimiento.

La histeria colectiva es acompañada por la dulce melodía de la discordia política orquestada (of all other morons) por Felipe Calderón y su talentoso inner circle, desde donde se ha decidido encabezar una irreflexiva ofensiva (¡¿ooootra?!) contra su otrora aliado el PRI, que no entiende que no entiende las intenciones de fondo del PAN que son mantenerse en el poder, haiga sido como haiga sido, utilizando ahora la excelsa miopía, estupidez, ambición, soberbia y frivolidad de las lacras amarillas y sus nuevos valores incrustados en el DIA que no ven más allá del 4 de julio… pensando que pavimentan camino rumbo al 2012.

Y de música de fondo vociferan los sectores empresariales que los intereses políticos obstaculizan las reformas del país, como si esta bola de disfuncionales no fueran parcialmente responsables del actual desmadre y del tiradero político desarrollado por Felipe Calderón, a quien orgullosos ayudaron a entronizar en Los Pinos. Hoy todos los que son (y no están) y todos los que están (y no son) declaran, afirman, señalan, advierten y sugieren la urgente necesidad de que la ciudadanía participe en el boceto de la mentada reforma política —pilar fundamental para la próxima elección presidencial— y de que es necesaria la rendición de cuentas y otras linduras, cuando detrás está el fondo (negro) de su interés por evitar que los privilegios terminen en el proyecto del próximo bodrio fiscal... que amenaza ser un hermosísimo monstruo de seguir las condiciones de confrontación entre el poder Ejecutivo y el Legislativo.

En este atractivo contexto el barco de gran calado avanza dividido, polarizado, fraccionado ante la emocionante adversidad y secuestrado por las cúpulas que no logran mínimos consensos arrastrándolo al frágil camino del resentimiento en un año atiborrado de retos electorales y de símbolos de importantes aniversarios.

Chingón.

El hilo de la simulación entre el PRI y la PANdilla se rompió por lo más delgado: las alianzas electorales y el incumplimiento de la palabra. ¿El resultado? El riesgo de la derrota y el peligro del abuso. El mismo que susurra alterado en el calderón autoritario para comenzar a justificar la guerra sucia de cara al divertido verano peligroso.

Lo excitante del coctelito es que la PANdilla debe sopesar el detallito de que el PRI no es el PRD (que no pinta en ningún cuadro, mucho menos el electoral). Y en el primero abundan los guerreros prudentes. Ésos que no menosprecian al enemigo. Ésos que son expertos en la guerra de guerrillas… políticas. En la ofensiva de baja intensidad. Especialistas en el tablero del leverage para la negociación.

Y a Felipe le quedan en el calendario formal, my friend,.. 35 meses.

¡Adiós!

gomezalce@aol.com









Astillero

PGR-Chacha

(no) Chávez (no) Chávez

Fallido panismo marianito

El Chapulín Pinoleado




Julio Hernández López





PEREGRINACION DEL SME A LA BASILICA Encabezados por Martín Esparza, más de 300 trabajadores del SME, a los que se sumaron la división Nueva Necaxa, de Puebla, de Beristain, Tulancingo y Pachuca, llegaron a la misa que se ofició para ellosFoto Yazmín Ortega


La llegada de Arturo Chávez Chávez a la Procuraduría General de la República ha empeorado la situación de una oficina ahora más sometida, ya sin pizca de reparo técnico o consejo táctico, a un comandante en jefe que desde Los Pinos dispara políticamente en redondo, utilizando con frecuencia justamente su ametralladora PGR-Chacha. Los odios, las alucinaciones y las presuntas genialidades políticas que las noches de poder generan en las alturas, han llevado a la mencionada PGR a descuidar hasta las mínimas formas, permitiendo socarronamente por todo el país la diaria violación de los derechos humanos, sobre todo a cargo de fuerzas militares y marinas en la presunta guerra contra el narco, y cometiendo desfiguros escandalosos como lo ha hecho ahora al aceptar la orden superior de convertirse en instrumento sustituto del panismo marianito en la cruzada contra los matrimonios entre personas del mismo sexo y su facultad de adopción.

Chávez Chávez es un personaje de breve equipaje administrativo y político (su mayor fama es su labor insuficiente, cómplice y denunciada internacionalmente en los casos de las mujeres asesinadas en Ciudad Juárez), pero aún así, o justamente por ello, fue impulsado contra viento y marea por Felipe Calderón. Cuando hubo de pasar por comisiones senatoriales que le ratificarían como sucesor de Eduardo Medina Mora, el ahora titular de la PGR fue puesto en penosa evidencia de ignorancia y pasmo por el senador perredista Pablo Gómez.

Esa misma ignorancia militante ha sido ahora reivindicada por su vocero, Ricardo Nájera, que ha tratado de explicar la confesional postura del citado monaguillo (no)Chavez (no) Chávez a la hora de hilvanar un remedo de alegato de inconstitucionalidad contra la decisión legislativa capitalina relacionada con matrimonios de homosexuales y la añadida facultad de adoptar menores de edad. Sin asidero jurídico real, forzando las circunstancias a partir de consideraciones enteramente subjetivas, el vocero ha sido pillado en entrevistas de radio (ayer, por ejemplo, con José Cárdenas en Radiofórmula; un día antes, con Salvador Camarena en W Radio) hablando de interpretaciones constitucionales que no tienen absolutamente ningún fundamento en artículo o letra constitucional. Lo más tragicómico del asunto es que el vocero Nájera, al ser requerido por sus entrevistadores para que mostrara las frases o palabras exactas a partir de las cuales la PGR estaría impugnando, arguyó no llevar en ese momento textos probatorios (ni un día ni el siguiente; tampoco hoy ni mañana).

Escandalosa ha sido la impúdica conversión de la PGR en Tribunal del Santo Oficio Calderónico (ojo, no se habla aquí del tribunal electoral que actúa por consigna y quema en leña verde estatutaria a herejes como el PT por apoyar a AMLO y, en particular, por postular con el PRI a un monrealista que ponga en riesgo los enjuagues Felipe-Amalia que pretenden darle Zacatecas al PAN). Los tiempos políticos muestran con claridad que el uso episcopal de la PGR se dio a partir de la debacle de la primera sobrina de Los Pinos, Mariana Gómez del Campo, quien no pudo orquestar una protesta social más o menos decente (nótese cómo esta columna comienza a utilizar adjetivos propios de la gente “bien”) en el tema de las bodas gay y las adopciones.

O sea, ¿ven?: no pudo hacer gran cosa. Sus arengas supuestamente incendiarias se aplicaban extinguidores a sí mismas a causa de un hablar pretencioso, sus denuncias de exclusión por parte de autoridades del GDF se topaban con las acusaciones probadas de haber censurado en internet las mayoritarias opiniones en contra de su proyecto, los números que quiso acomodar como producto real de una consulta ciudadana fueron presentados en su propia página de internet con resultados absolutamente adversos a esa cruzada panista y, para terminar el cuadro, el PRI no se sumó en la asamblea legislativa capitalina a la moralina del PAN y entonces este partido no consiguió el número necesario de diputados locales que impulsaran de manera natural la solicitud a la Corte de revisar la constitucionalidad de las reformas impugnadas. ¡Uf, cuántas cosas, ¿no?: o sea.

Y, entonces, cuando todo se complicaba, ¡que salta el Chapulín Pinoleado y le ordena a su Chacha (es decir, el de la PGR) que se preste a las maniobras marianitas, episcopales y yunquistas, presentando esa oficina supuestamente laica las impugnaciones que la querida sobrina no pudo!

Las aberraciones del planteamiento chavista chavista han generado revuelo y protesta en el ámbito jurídico y el ánimo social. Pero a Felipe y su procurador monaguillo nada les importa. En el fondo está la alianza con los obispos sublevados, quienes sabrán pagar con inducciones al voto los favores hoy recibidos. Calderón cede gradualmente hilachos de lo que le queda de poder; ahora lo ha hecho ante la fuerza púrpura.

Astillas

Manlio Fabio Beltrones ha dicho que tiene interés en buscar la candidatura presidencial priísta, pero que tomará la decisión en 2011. El propio sonorense, con las escopetas políticas cargadas, reconoce que Peña Nieto es “exitoso y sumamente popular, lo cual lo plantea como un candidato muy viable del PRI”... En Acapulco, López Obrador reiteró ayer que las alianzas son un asunto de partidos, pero que él está en contra de ellas... Un licenciado de apellido Calderón deslumbró ayer en Davos cuando, en una cena para hablar sobre “América Latina enfrentando el desafío democrático”, filosofó así: “A mí me parece que debemos entender que vamos en el mismo barco, vamos en el mismo avión. El problema de nuestro avión es que el piloto sufrió un ataque cardiaco; hay manera de remplazarlo con otro piloto que va entre los pasajeros, pero nos hemos pasado el tiempo peleando entre los de clase turista y business class”... Y, mientras se siguen acumulando pifias vergonzosas en las investigaciones y búsqueda de los agresores de un deportista connotado, ¡feliz fin de semana, con un diputado federal perredista, creación política de Juan Sabines, dando muestras de racismo hacia los haitianos!

Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx










Clase Política


¿Revisar al IFAI?




Miguel Ángel Rivera

Al principio parecía un asunto intrascendente, pero a la vista de los resultados, el Instituto Federal de Acceso a la Información (IFAI) se ha convertido en una carga insoportable para algunos funcionarios que desean conservar escondidos errores y fallas.

Desde hace tiempo, la titular del IFAI, Jacqueline Peschard, denunció que había intentos oficiales por acallar a su organismo y ayer rechazó, “por inconstitucional”, la intención del gobierno federal de que un tribunal revise las resoluciones de ese instituto que garantiza la transparencia. Esa iniciativa del gobierno federal, agregó, vulnera la autonomía del IFAI y atenta seriamente contra la transparencia en el país.

El diputado panista Javier Corral, presidente de la Comisión de Gobernación, se sumó a las demandas de fortalecer la autonomía del IFAI y censuró la intervención de la Procuraduría General de la República ante la Suprema Corte para pedir a los ministros que declaren constitucional una ley nacida en Campeche que propone que los fallos de los institutos de transparencia, hasta ahora inapelables, puedan ser revisados.

Nota completa :





Revelaciones de una estrategia fallida



Jorge Carrillo Olea

Estamos metidos en un pantano más profundo de lo que hoy creemos. ¿Cómo concibió Calderón lanzarse a él sin conocerlo? Es un misterio. Quizá su alter ego, el señor Mouriño, tuvo mucho que ver, como tuvieron que ver los que callaron al conocer un propósito tan comprometedor, ¡pero había que demostrar quién manda!

Aunque pareciera que ya todo está dicho sobre el crimen organizado, es oportuna una recapitulación de ciertos puntos de fondo que atañen a ese desastre nacional. Casi todos ellos están próximos a la inobservancia de principios o reglas del arte de hacer la guerra, como le ha querido llamar el oficialismo.

Nadie levantó la voz por un proyecto integral, nadie llamó la atención sobre la salud de los mexicanos, eso políticamente no fructifica. A nadie le interesa prevenir y rehabilitar, véanse los presupuestos. Sobre prevención no hay nada visible y sobre rehabilitación hay una intención, pero por lo pobre es impracticable.

Los puntos no se comentan en orden de importancia para no alentar una inútil confrontación de ideas. Sí pareciera verse que el primer paso fue muy mal dado: para afirmar su legitimidad, Calderón se lanzó a ciegas a una confrontación de la que ignoraba el potencial y artimañas del presunto enemigo, como las graves limitaciones técnicas y logísticas de sus propios recursos. ¿Quién lo aconsejó, o quién permaneció callado y así fue emboletado? Ellos son corresponsables ante la historia.

De ese esfuerzo por fortalecer su imagen surgió la evidencia de una segunda realidad que prevalece: la incapacidad para lograr un principio esencial, la unidad de mando. Al momento no sabemos quién es el coordinador cupular del tema, ni en qué grado, lugar o momento, cuál de las fuerzas prevalece en presencia sobre las otras. Decir que el comandante supremo constitucionalmente es el presidente es simplemente una chabacanería.

En esta confusión surge el dañino afán de lucimiento del secretario de Marina, que cuanto hueco en medios o en el terreno observa, lo llena con su presencia. Es así que logró convencer al Presidente que mandara a la banca al Ejército por un plazo, y que él y sus aguerridos se hicieran cargo de liquidar a Beltrán Leyva, con las tremendas consecuencias que conocemos: una honorable madre de familia asesinada en su automóvil, el homicidio de Beltrán, cientos de violaciones a derechos humanos de los residentes del conjunto Altitude y de lo que se ha hablado poco: el saqueo que por parte de los marinos se dio en muchos departamentos violentados. La familia masacrada en Paraíso, Tabasco, fue una imprudencia más del almirante, esas muertes pesarán para siempre sobre su conciencia. Este audaz marino ha perdido la calidad moral para seguir en su puesto.

Ignoró el almirante que el deber de quienes persiguen a delincuentes es llevarlos a los tribunales, no asesinarlos. La conducta ética de la autoridad así lo demanda.

Otra revelación, siempre sospechada, es el nivel de penetración que ha logrado el crimen en las estructuras oficiales. Se ha dado cuenta en la prensa de la complicidad del comandante de la 24 Zona Militar, un general de brigada, así como un coronel y dos mayores en calidad de colaboracionistas. Si esto es falso, mal hace la Secretaría de la Defensa Nacional en no rectificar, qué más quisiéramos que esto fuera simplemente una falacia; también hubo deserciones en los cuerpos policiacos, con lo que ello significa.

El gobernador y el presidente municipal no han dicho una palabra, pues no lograron discernir que una cosa es la adhesión a los esfuerzos presidenciales, sin calificarlos, y otro deber, que es supremo, era salir en defensa de los más altos intereses de sus ciudadanos. Nada, se refugiaron en el silencio mientras cientos de vecinos no encontraron a quién acudir, quién se sumara a su dolor, quién les ofreciera apoyo moral y justicia.

La descoordinación de los esfuerzos, hija natural de la ausencia de la unidad de mando, fue otra evidencia o revelación. De las fuerzas con responsabilidades legales o virtuales, PGR, Sedena, Marina, SSP y autoridades locales, ninguno conocía la inteligencia ni los planes que hubiera debido compartir con las otras.

La unidad de mando y la coordinación en los cuatro sentidos cardinales es un principio inquebrantable, que nunca se ha visto en tres años y ello es producto de que el centro de la estrategia, el gabinete de seguridad nacional, no está funcionando por falta, otra vez, de dirección y control. Cada participante se “guarda” algo esencial, para sólo compartirlo equívocamente con el comandante supremo.

El principio de la ofensiva tampoco se ha logrado, el gobierno siempre aparece arrinconado, indiciado, no ha logrado ser más fuerte en ningún momento ni en ningún lado. Esto incluye a la poderosísima red de comunicación social: en los medios nacionales y más severos los internacionales, nunca hubo un plan ofensivo de medios de comunicación.

No hay una definición clara del objetivo buscado y tal vez esto es lo más importante. Destruir al enemigo resulta quimérico y como parece ser que es lo único que tenemos en mente, pues entonces eso equivale a que vamos tras algo inalcanzable. Muertes, parálisis, desprestigio, irritación y temor social son parte del costo que se está cubriendo. ¿Cuál es el fin deseado? ¿La desaparición del crimen?

Los alcances de nuestra inteligencia son limitadísimos. Aquí tampoco se ha logrado saber qué le toca hacer a cada quién, ni cómo habremos de lograrlo. Todos le entran a todo atropelladamente. Nuestros recursos técnicos y humanos son de una gran fragilidad. Entonces, en silencio, tenemos que aceptar que recursos extranjeros hagan nuestra tarea y nos digan lo que quieren, no necesariamente lo que saben o lo que nosotros queremos saber. Es el peor de los mundos en esta fundamental materia.

Hemos roto totalmente con otra regla: la sencillez. Esta debe aplicarse en la organización, administración, en la definición del armamento y equipos que deben adquirirse, pero fundamentalmente en las operaciones, a fin de enlazarse con otras normas como es el objetivo buscado, la unidad de mando y la coordinación; estas son esenciales en toda operación. La coordinación es responsabilidad de los mandos, presidente, secretarios y procuradores. La cooperación, que en el momento parece ser un anatema, es responsabilidad de los jefes de las instituciones dentro del conjunto. Es ayuda y colaboración recíprocas para la obtención de un fin, o para facilitarse mutuamente el lograr sus fines.

Todas estas ideas y otras más constituyen el deber ser en forma de normas, reglas o preceptos confiables que de observarse como inmutables o permanentes pueden asegurar en un alto grado el logro de los fines buscados. Pero han pasado los años y en vez de apelar a su juiciosa aplicación, se les ha relegado y hasta destruido, de manera tal que hablar en este momento de un cambio de estrategia, además de urgente habrá que aceptar que estos tres años de destrucción e ignorancia harán la tarea más difícil.

Tres años por delante serán de tremenda distracción para el señor Calderón. Muchos serán los temas que deberá atender, por eso no es de esperarse que la efectividad de esta “su guerra” se perfeccione, por eso tiene que buscar alternativas. Abandonar su guerra en las condiciones actuales es imposible, aumentar las fuerzas involucradas no garantiza nada. Definir con aguda perspicacia cuál es el fin buscado, su dimensión, límites y condiciones de accesibilidad es una necesidad ineludible. En esta redefinición no pueden estar fuera los que debieran haber sido privilegiados desde el principio, la salud y educación de los mexicanos sobre esta materia.

Urge corregir el rezago en prevención y rehabilitación, la que descansa en parte fundamental en la educación en todos los niveles y tipos, la formal y la informal, en los poderosos medios. La clave está en corregir los errores que han llevado a este desastre y resolverlos básicamente por la vía de la reorganización.

Aunque visto fuera de contexto y aisladamente no ofrece una garantía firme, esfuerzos como la organización sí garantizan una mayor eficacia. Esta organización debe darse desde las instituciones componentes del gabinete, la creación de un mando unificado de integración plural y un mandato claro a las secretarías de Salud y Educación para que tomen el papel que siempre han escabullido y que es por el bien de las generaciones actuales y venideras.

Es el momento de diseñar, poner en práctica y lucir una política integral que no sólo mejore la imposible continuidad de la actual, sino que permita al presidente heredar una esperanza palpable y no un México negro, desastrado, despreciado en la comunidad global y sin esperanza. ¡Es por el bien de todos!

hienca@prodigy.net.com





El modelo



Luis Javier Garrido

¿Hasta dónde va a llegar el proceso de desmantelamiento de las naciones de América Latina y de sus instituciones sociales y políticas, que están imponiendo los poderes trasnacionales con la pretensión absurda de edificar algún día un orden supranacional, en el que las grandes decisiones se tomen sin cuestionamiento alguno al margen de los pueblos?

1. El proyecto “político” de la globalización capitalista neoliberal, que se ha ido definiendo en los últimos lustros, y que supone la estructuración de una mecánica de poder supranacional en que los estados nacionales no tengan voluntad soberana de decisión en materias financiera, económica y social, y sean las instancias trasnacionales controladas por Washington las que tomen las decisiones, está condenado al fracaso porque supone un enorme desprecio para los pueblos, y ya desde ahora se ve su inviabilidad.

2. La cuestión que poco se ha discutido en Latinoamérica y que se ha soslayado, a pesar de constituir una amenaza enorme para el continente, ha sido la edificación del nuevo orden “político” mundial, que supone la destrucción de los entramados institucionales nacionales, y que se ha ido llevando a cabo implacablemente al tiempo que se enajenan los recursos estratégicos de los pueblos, lo mismo en Brasil que en México, donde las cartas constitucionales no son sino letra muerta y los pueblos tienen cada vez menos derechos reales, en aras de imponer ese orden supranacional, gracias a la colaboración de grupos mafiosos en cada país.

3. En México, los integrantes de la zafia extrema derecha yunquista-panista en el poder desde 2000, sin proyecto político y nada que proponer a la nación, con ánimo depredador pocas veces visto en la historia del continente, pero sabiéndose dirigidos y amparados desde el exterior, se han solazado en destruir las instituciones sociales y políticas de la República, con el ánimo de abrir la vía para que las multinacionales controlen el país, confiados en que no hay fuerza política o social que pueda detenerlos en el marco de la “legalidad” vigente si no es mediante un conflicto de enormes dimensiones. El caso del intento patético del gobierno de Calderón por destruir Luz y Fuerza del Centro y de paso eliminar al SME, el sindicato independiente más vigoroso de México, cancelándole sus derechos constitucionales a 44 mil trabajadores, es significativo.

4. La imposición del modelo capitalista neoliberal, que con el leitmotiv de “la desregulación” ha tendido a reducir a su mínima expresión a los estados nacionales, se fue haciendo en América Latina de manera autoritaria desde que se inició el experimento de imponer el “modelo”, primero en la Argentina de los generales en los 70 y luego en el Chile de Pinochet (1973-1990), tratando de relegar a las instituciones políticas formales a meros instrumentos de las nuevas políticas, creyendo a ciegas en su funcionalidad, pero a finales del siglo pasado en los centros de decisión militar y financiera de Washington en los que se creía posible maquillar las nuevas políticas con un discurso seudo democrático, se fue abandonando esta idea.

5. Las instituciones políticas “liberales” definidas desde el siglo XVIII (con regímenes constitucionales que sustentan los derechos individuales y sociales, la democracia política, la división de poderes o los tribunales autónomos) no podían ya seguir enmascarando la toma de control del continente por las multinacionales, porque el despertar democrático en muchas latitudes empezó a frenar este proceso destructivo al hacer valer muchos pueblos sus derechos sustentándose en esas instituciones, que muchos seguían estimando como “anacrónicas”, por lo que se dio marcha atrás en tal pretensión con la consecuencia de que el gobierno de Obama y las grandes corporaciones para las que trabaja, que al llegar al poder tenían como misión maquillar estas políticas, están haciendo al lado toda compostura.

6. La administración de Obama ha perdido en muy poco tiempo el estilo y al cumplir un año aparece tan burda en su barbarie como la de Bush, en especial en América Latina. Tras el golpe de Estado del 28 de junio en Honduras, decidido y organizado por la Casa Blanca, y la imposición de un pelele suyo, el espurio Porfirio Lobo, vinieron nuevas ofensivas contra los gobiernos boliviano y argentino, el abandono del proyecto de una nueva política frente a Cuba, una violenta campaña económica y política para combatir al gobierno de Hugo Chávez de Venezuela y la toma militar de Haití con el pretexto del terremoto del 12 de enero, sin soslayar un apretón de tuercas en México, donde Calderón no oculta ya su papel de empleado de grandes trasnacionales y, la misión que se le ha impuesto de desmantelar las entidades públicas, mientras deja a la DEA y a la CIA decidir impunemente en México en nombre de la globalización neoliberal.

7. El Foro Social Mundial (FSM), cuyos primeros 10 años se celebran este 2010 en Porto Alegre (Brasil), en medio de un malestar creciente en todos los pueblos de la Tierra por las políticas depredadoras que se han ido extremando en el planeta y que están llevando al desastre en todos los órdenes, abrió en diversas ediciones foros de discusión sobre la cuestión de las instituciones políticas y sociales nacionales y su conflicto con los grandes poderes económicos y políticos trasnacionales, y ahora resulta urgente reabrir estas discusiones de cómo poner un alto al “nuevo orden” económico, social, jurídico y político supranacional que se ha edificado en las tres últimas décadas para hacer prevalecer los derechos de corporaciones sobre los de individuos.

8. El Foro Económico Mundial de los poderes multinacionales, que se abrió ayer en la elegante estación de esquiar de Davos, en los Alpes suizos, habla de “repensar, rediseñar y redificar” el modelo de dominación que las grandes corporaciones han edificado en los últimos 30 años, y que ha constituido una guerra contra los pueblos de la Tierra, y es claro que hablan de ese “nuevo orden económico mundial” tan ilegítimo e injusto que han ido construyendo, pero también del “nuevo orden político (y seudo jurídico)” que lo hace viable.

9. Ese proyecto económico y político neoliberal está condenado al fracaso, pero para detenerlo lo antes posible es menester tener claridad sobre lo que acontece y reconocer que cuestiones como la defensa de las instituciones constitucionales o de las empresas públicas, supone también la defensa de los derechos individuales y sociales de todos.

10. Desde abajo hay que “repensar, rediseñar y redificar” el proyecto popular, pero entender que defender ahora el viejo orden constitucional, que la derecha busca destruir, es defender los derechos de todos.



En México , ubiquese , entiendase y clasifiquese por "derecha" al PRI , al PAN y al PRD de los chuchos , son exactamente lo mismo , definden lo mismo , nadie lo dude .









Los estatutos anulados al PT los avaló el IFE desde 2005

Sorprende a consejeros electorales el fallo del TEPJF contra ese partido


Alberto Anaya, dirigente nacional del Partido del Trabajo, y María del Carmen Alanís, presidenta del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la FederaciónFoto Luis Humberto González y Carlos Cisneros /Archivo




Alonso Urrutia

Varias de las disposiciones estatutarias del Partido del Trabajo (PT) anuladas por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) estaban vigentes desde 2005, cuando se realizó el sexto congreso nacional petista. En los hechos, informaron fuentes del Instituto Federal Electoral (IFE), los cambios del último congreso –desconocido por los magistrados– fueron menores, motivo por el cual esta autoridad no consideró que estas modificaciones fueran antidemocráticas o inconstitucionales.

Las variaciones que se hicieron entonces, ahora invalidadas por los magistrados del TEPJF, operan desde 2005, sin que en su momento se cuestionara el aval del IFE a los estatutos. Paradójicamente esta validación del instituto está bajo la firma del entonces consejero presidente, Luis Carlos Ugalde, y de quien entonces fungía como secretaria ejecutiva, María del Carmen Alanís, ahora magistrada presidenta del tribunal electoral.

Sin embargo, esta vez los resolutivos del séptimo congreso nacional –incluidas las reformas estatutarias y la renovación de la dirigencia– fueron impugnados ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación. El recurso interpuesto por algunos ahora ex militantes petistas, argumentando la inconstitucionalidad y el carácter antidemocrático, sirvió para que los magistrados realizaran la revisión total de los documentos del Partido del Trabajo.

En la revisión, los integrantes del tribunal fueron mucho más allá de lo que en septiembre de 2008 validó el IFE y revisaron todos los estatutos, aplicando tesis relevantes y otras resoluciones que han aprobado relacionadas con la vida interna de los partidos y el carácter democrático que debe regirla. Entre las disposiciones anuladas, vigentes desde hace cinco años, destaca el denominado voto por aclamación, que fue considerado inconstitucional, o los lineamientos para favorecer la relección sin acotamiento.

La determinación de los magistrados del TEPJF respecto de los estatutos del PT, en la que se ordenó su modificación, generó sorpresa y cuestionamientos en el IFE, instancia que validó las reformas aprobadas en 2008, y la dirigencia petista, descabezada el miércoles pasado. El consejero Marco Antonio Gómez Alcántar asumió la disparidad de criterios entre ambas autoridades y justificó la decisión del Instituto Federal Electoral, pues se juzgó que no había contravención constitucional en sus estatutos.

A su vez, el también consejero Arturo Sánchez dijo que el IFE deberá revisar puntualmente la sentencia misma, toda vez que se abren muchas interrogantes sobre la forma como se tendría que aplicar, pues si se anularon las reformas estatutarias del PT, aprobadas recientemente, entonces quedarían vigentes las anteriores, que también tienen varias de las disposiciones ahora consideradas como no democráticas e incluso algunas anticonstitucionales.

Subrayó que estas valoraciones las deberán realizar el IFE y las autoridades electorales locales, pues existen disposiciones que regirán, en su caso, la elección de candidatos o la aprobación para contender en coalición en algunas entidades. Lo que está muy claro es que el instituto no puede reconocer a la nueva dirigencia, sino a la anterior, y eso tiene implicaciones respecto de las decisiones que deben ser validadas por la autoridad electoral.

A pregunta expresa sobre la posible omisión del Instituto Federal Electoral en detectar el carácter inconstitucional y las disposiciones no democráticas que anuló el TEPJF, Sánchez recordó que en su momento fueron los propios magistrados quienes determinaron que “al hacer la revisión de reformas estatutarias, el IFE estaba impedido de volver a revisar el conjunto de los estatutos de un partido”.

A su vez, Gómez Alcántar consideró que la autoridad no debiera inmiscuirse en la vida interna de los partidos, porque así lo dispone el Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales (Cofipe), que en sus articulos 27 y 46 establece que son asuntos internos de los partidos políticos y, por ende, “no nos podemos inmiscuir por restricciones de la ley” en lo relacionado con la elección de dirigentes, los requisitos para la selección de sus precandidatos y en general los procedimientos para la toma de decisiones”.

Sin duda, concluyó el consejero Gómez Alcántar, hay una diversidad de criterios entre el TEPJF y el IFE respecto de los alcances para regular la vida interna de los partidos, y tras expresar su disenso sobre la resolución de los magistrados señaló que de cualquier forma se acatará.





El recurso de la PGR contra bodas gay, “grave error”

Ebrard: Calderón no debe inmiscuirse en leyes del DF

“No somos una dependencia federal”, subraya el Ejecutivo capitalino

Tinte político en la controversia, sostiene; “acudiremos a la SCJN”

CDHDF: la postura del gobierno, por presión de grupos conservadores





El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, refutó ayer que el gobierno federal tenga atribuciones en la aplicación de las leyes que rigen en la ciudad de México. El mandatario inauguró un cibercentro en la biblioteca Jaime Torres Bodet, de la delegación Venustiano CarranzaFoto Jesús Villaseca




Gabriela Romero Sánchez

Al Presidente de la República no le corresponde decidir sobre las leyes que se aplican en la ciudad de México, porque “no somos una dependencia del gobierno federal”, afirmó ayer el titular del Poder Ejecutivo local, Marcelo Ebrard Casaubon, al opinar sobre el recurso que promovió la Procuraduría General de la República en contra de las reformas aprobadas por la Asamblea Legislativa, mediante las cuales se permite el matrimonio entre parejas del mismo sexo y la posibilidad de que éstas adopten. Fue “un grave error, porque es el abogado del Poder Ejecutivo Federal” y pretende limitar derechos de personas.

Al término de la ceremonia de inauguración de un cibercentro en la delegación Venustiano Carranza, se solicitó al mandatario capitalino su opinión sobre la acción de inconstitucionalidad que presentó el miércoles pasado el titular de la Procuraduría General de la República, Arturo Chávez Chávez, y respondió: “tal pareciera que volvemos a los tiempos en el que éramos una dependencia del gobierno federal”.

Aclaró que la Asamblea Legislativa, que es la representación legítima de los capitalinos, es la encargada de aprobar las leyes que rigen en el Distrito Federal. “Si no, entonces para qué tenemos una Asamblea, un Congreso local”, increpó el gobernante de la ciudad.






28 ene 2010



El PRI, un peligro, ¿y el PAN no?



Octavio Rodríguez Araujo


Varios analistas nos tratan de convencer de que la estrategia de alianzas contra el PRI no sólo es válida, sino necesaria para evitar que dicho partido gane la Presidencia de la República en 2012. Que esta estrategia sea defendida por voceros de empresarios y panistas no llama la atención: ven en el tricolor una verdadera amenaza no a la democracia, sino a la hegemonía del PAN que, gracias a las trampas urdidas por Vicente Fox y sus cómplices en el IFE y en el TEPJF, gobierna ahora. Pero que esta misma estrategia la defiendan quienes apoyaron a López Obrador en 2006, suena esquizofrénico. ¿Aliarse con quienes le quitaron a la mala la Presidencia a AMLO?

Lo que están diciendo entre líneas los defensores “estratégicos” de las alianzas de PRD-PT y Convergencia con el PAN es que prefieren a este partido en Los Pinos que al PRI, porque bien saben que las probabilidades de triunfo de lo que han dado en llamar DIA son muy bajas, por no decir nulas, si nada cambia sustancialmente para el PRD y sus aliados “históricos” en los próximos dos años y medio.

Cuando en 2000 algunos razonamos sobre la pertinencia del voto útil para sacar al PRI de Los Pinos, lo hicimos pensando que el PRD entendería que en los seis años del gobierno de Fox tenía su oportunidad para reconstituirse, ya que previsiblemente el sexenio del guanajuatense sería débil y una decepción para millones de mexicanos. López Obrador lo entendió y armó todo lo que estuvo en sus manos para disputarle el poder presidencial al PAN. Y, hay que decirlo, también lo entendió Fox, tanto que hizo hasta lo imposible por sacar a AMLO de la jugada. Los que no entendieron nada fueron los chuchos, pero eso ya es historia.

En los seis años de foxismo y después del golpe de Estado contra el candidato de la coalición Por el Bien de Todos, los chuchos y sus aliados, además de gobernadores y alcaldes perredistas que no entendieron su papel político en la historia del país, se hicieron trampas entre ellos, se dedicaron a atacarse y en lugar de aprovechar la coyuntura para llamar a la unidad contra la derecha casi destruyeron su partido. Dijeron que querían refundarlo y no hicieron nada. Lo único que lograron fue discurrir que sería estratégico aliarse con sus enemigos porque, según ellos, así podrán evitar que el PRI regrese a la Presidencia.

No puedo evitar recordar con tristeza lo que hizo el Partido Comunista Mexicano (PCM) en los años 30 del siglo pasado. Cuando se planteó el frente popular antifascista, que implicaba una alianza táctica de clases en los países capitalistas llamados democráticos, Lombardo Toledano y la Internacional Comunista (ambos controlados por Stalin) promovieron que el frente popular fuera, en México, el Partido de la Revolución Mexicana, ahora PRI. El PCM no estuvo de acuerdo, pero terminó apoyando, por instrucciones de la Internacional (léase Stalin), al partido del régimen como frente popular, aunque no formara parte de éste (¡así lo dijeron!). Guardando proporciones, nuestros amigos perredistas, petistas y convergentes hacen algo semejante: promoverán que el PRI no aumente su poder, aunque implique que el PAN se recupere y eventualmente vuelva a la Presidencia de la República. Una lógica curiosa: apoyar a la derecha para que pierda la derecha, pero gane la derecha (no es trabalenguas), porque la izquierda no tiene oportunidad.

No deja de ser preocupante, al menos para mí, que Denise Dresser, ideóloga de la clase media asustada, y Manuel Camacho, coordinador del Diálogo para la reconstrucción de México (DIA), coincidan en sus puntos de vista del lunes pasado incluso en algunos términos. Denise escribió: “impedir el fortalecimiento del feuderalismo que el PRI ha logrado implantar en la periferia”. Manuel dijo: “lo que tenemos son poderes feudalizados en varias partes del país”, refiriéndose a los estados gobernados por el PRI. Denise escribió: “En numerosos países, partidos políticos de la más diversa índole forman frentes tácticos para enfrentar a contrincantes comunes”. Manuel dijo: “en todo el mundo hay alianzas”. ¿Denise de izquierda? Obviamente no. ¿Quién influye a quién? No importa. Lo que importa es que se debe derrotar al PRI como sea, porque “si tanto los panistas como los perredistas permiten que regrese a Los Pinos –escribió Denise–, el poder abusivo y vengativo del PRI no amainará, sino todo lo contrario. El PRI se lanzará contra ambos partidos con un picahielo”, supongo que en la mano. ¿Y qué traían los panistas en la mano cuando quisieron desaforar a AMLO y le quitaron el triunfo con todo tipo de trampas y complicidades?

Manuel Camacho ha sido mi amigo y lo aprecio y lo respeto, pero nunca ha sido de izquierda. Se ha declarado liberal y cuando no pudo ser candidato del PRI a la Presidencia formó un partido que se llamó Centro Democrático, ni siquiera Izquierda Democrática o Socialdemócrata. Tal vez era conveniente que un centrista fuera el coordinador de los partidos que se presentan como de izquierda, para suavizar las diferencias entre los grupos que los componen, pero no nos engañemos: la aspiración de DIA no es mostrarse como un frente izquierdista, sino como una coalición moderada que en algunos estados donde habrá elecciones este año jugará el papel de bisagra. Quizá por esta razón Manuel escribió el lunes que “el desenlace de esta puja de fuerzas ya no está en la izquierda” y añadió al final de su artículo que “el tema es la democracia, la libertad y la voluntad de poder” (El Universal, 25/1/10). Para mí está clara la intención, y si en 2006 AMLO era un peligro para México (según el PAN), en 2010, como bien dijo Hernández en su caricatura del martes en este diario, ese peligro será el PRI, tanto para el PAN como para el PRD.

¿Y a título de qué el PRD y sus aliados le están haciendo favores al PAN bajo el supuesto de que el PRI es peor? ¿Porque el PRI favorece cacicazgos? Vamos, de esto no se escapa ningún partido.






Estatutos ilegales, determina

Decapita el tribunal electoral al PT

Ordena elegir una nueva dirigencia, pero después de julio

Posterga los relevos para no interferir en los próximo comicios





Alonso Urrutia

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) anuló los estatutos del Partido del Trabajo (PT), aprobados en su congreso nacional, porque son inconstitucionales al favorecer la relección indefinida que alienta la concentración de poder, carecer de garantías en la justicia partidista y tener mecanismos de votación sin certeza. Asimismo, desconoció a la dirigencia actual, emanada de la elección en ese mismo congreso, ordenando rehacer los estatutos y volver a elegir dirigentes 60 días después del 15 de julio, una vez que hayan pasado los comicios estatales.

Este último aspecto se determinó con base en que en este año se realizarán 15 procesos electorales donde se renovarán 12 gubernaturas, así como congresos locales y ayuntamientos. En este contexto, a fin de no afectar la equidad de la contienda, los magistrados postergaron la fecha de ejecución de las disposiciones de la resolución aprobada.

La conclusión emitida por el TEPJF, se refiere en duros términos a los estatutos aprobados en el séptimo congreso nacional del Partido del Trabajo, en julio de 2008 y validados en septiembre pasado por el Consejo General del Instituto Federal Electoral, desestimando incluso los argumentos de la dirigencia petista, misma que planteó que los militantes inconformes con los documentos del partido ya no son parte de la organización.

Por su carácter inconstitucional y las irregularidades registradas en la realización del congreso nacional, los magistrados ordenaron al PT volver a elaborar los estatutos partidistas en un plazo de 60 días naturales, a partir del próximo 15 de julio, y elegir de nuevo a la dirigencia.

Con esta determinación queda destituida la actual dirigencia, integrada por Alberto Anaya, Alejandro González Yáñez, Pedro Vázquez, Ricardo Cantú, Francisco Amadeo, Rubén Aguilar, Óscar González y Reinaldo Sandoval. La resolución implicará que la anterior comisión de coordinación nacional, compuesta por Anaya, González Yáñez, Cantú, así como los disidentes Marco Cruz y José Narro Céspedes –los dos últimos vinculados ahora al PRD y que en su momento promovieron el recurso ante el tribunal– encabezará al partido para enfrentar los 15 procesos electorales de este año.

El descabezamiento de la actual dirigencia del PT no es la primera experiencia del tribunal en asuntos internos de los partidos, pues tiene como antecedentes los casos del PRD y el PVEM. Durante la renovación del comité ejecutivo perredista, los magistrados revocaron la nulidad de la elección, que había determinado la comisión del servicio electoral perredista, decidiendo en favor del triunfo del actual presidente del partido, Jesús Ortega.

Respecto del Verde, los magistrados revocaron sus estatutos por considerarlos antidemocráticos en lo concerniente a los sistemas de elección de dirigentes y candidatos, ordenando su relaboración. A diferencia de lo sucedido con el PT, en su momento no revocaron la elección del actual dirigente, Jorge Emilio González.

En el caso del Partido del Trabajo, el dictamen del TEPJF no se detuvo ahí, sino que ordenó lo que deben incluir los estatutos: establecer mecanismos de elección de dirigentes que garanticen el voto y renovación efectiva de los órganos de dirección; crear un órgano independiente e imparcial para conducir los procesos internos; regular la relección; prever casos de incompatibilidad de funciones; suprimir el voto por aclamación; establecer órganos de justicia partidista autónomos, independientes e imparciales, y regular medios de defensa intrapartidarios.

El proyecto de resolución aprobado por unanimidad considera que los estatutos petistas tienen una deficiencia normativa, porque de los mismos se desprende la posibilidad de la relección indefinida en cargos directivos, lo cual “se traduce en una violación a los derechos de asociación, de votar y ser votado de los militantes, en tanto que les impide tener acceso a cargos partidistas e intervenir en la toma de decisiones mediante procedimientos democráticos.

Esta “deficiencia” estatutaria implica que no se fijen periodos definidos y cortos de mandato que permitan la rotación de la militancia en los cargos de responsabilidad partidista, evitando la relección indefinida y la concentración del poder.

Mas adelante, la conclusión del tribunal electoral destaca que este esquema “sirve como instrumento de control del poder, lo cual debería tender a reducirse en los partidos políticos para alentar su funcionamiento democrático. Es decir, en los documentos del Partido del Trabajo no se tiene la previsión de evitar “la concentración de cargos y poderes en una persona o grupo reducido, en demérito del control que debe existir entre los propios órganos directivos”.

Añade que esto debe ser subsanado para evitar que “por el ejercicio de otro u otros cargos, pudiera presentarse un conflicto de intereses o propiciar la concentración de responsabilidades.

De manera paralela a la descalificación del esquema de elección de dirigencias y toma de decisiones al interior del PT, el fallo cuestiona también la estructura de la justicia partidaria, toda vez que en la misma se involucra la propia dirigencia como instancia revisora de las decisiones de las comisiones de garantías, justicia y controversia, con lo cual, en los casos en que se cuestionen decisiones del consejo político nacional, esta instancia sería juez y parte.

Asimismo, el tribunal descalifica la utilización del voto por aclamación, porque es un mecanismo de elección que rompe con cualquier principio democrático, en la medida en que no da certeza a la votación y, por tanto, las decisiones adoptadas por esta vía carecen de legitimidad. Sin embargo, destaca que ese voto no fue introducido por primera vez en los estatutos durante el congreso pasado, sino que ya existía avalado por el IFE y no impugnado ante el TEPJF.





Es el castigo por mantener el apoyo a AMLO: Alberto Anaya


La resolución es “injerencista”, pero debe acatarse, considera el senador Ricardo Monreal




Alma E. Muñoz, Enrique Méndez y Andrea Becerril

El Partido del Trabajo (PT) acusó a los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) de “responder a la consigna de los partidos que los llevaron a esos lugares y no manejar la impugnación a algunos de nuestros estatutos en el marco estricto del derecho”. La revocación al registro vigente de su dirección nacional fue “un castigo por mantener apoyo permanente y decidido al presidente legítimo, Andrés Manuel López Obrador”, sostuvo Alberto Anaya.

En entrevista, el senador indicó que acatarán la resolución, aunque cuestionó que las modificaciones estatutarias que les declararon inválidas respondieron a “una reacción excesiva”.

Desde nuestro punto de vista, la impugnación ya no tenía lugar porque quienes la presentaron hace 19 meses, José Narro Céspedes y Marco Cruz, ya no son petistas y, por lo tanto, “sin interés jurídico se tenía que desechar”. Pero la sorpresa, dijo, es que los magistrados “declaran que todos los estatutos necesitan ser revisados, aunque no fueran objeto de impugnación, y declaran ilegales los acuerdos de nuestro congreso” de 2008.

“Nos parece un fallo muy politizado, una sobrerreacción con gran contenido político” en este año electoral y cuando sufrimos un recorte de prerrogativas por los resultados del pasado 5 de julio, agregó Anaya.

“Por eso decimos indudablemente que es parte de la embestida que los poderes fácticos han hecho contra Andrés Manuel López Obrador, contra el instituto político que ha mantenido mayor congruencia y ha defendido y participado de manera más decidida en su lucha.

“Pero ya se tomó la decisión de seguir con él y nos vamos a mantener. En estos momentos, cuando los poderes fácticos son capaces de robarse la Presidencia de la República, ¿qué no puede esperarse?”, se preguntó el legislador.

Por separado, el coordinador de los senadores del PT, Ricardo Monreal, coincidió en que es “muy injerencista” la resolución del TEPJF. A pesar de estar en contra del fallo sostuvo que éste debe acatarse.

Aunque Anaya informó que esperarán el análisis del área jurídica de su partido, Monreal consideró que se debe convocar de inmediato a un congreso extraordinario para modificar los estatutos, y a otro posterior para elegir a los integrantes de la comisión política nacional.

El ex gobernador de Zacatecas rechazó que esté en riesgo la existencia del PT o su participación en los próximos procesos electorales, “porque sigue funcionando como partido, además de que la conclusión del tribunal sólo se refiere al comité ejecutivo nacional y no a los comités estatales”.

Manifestó que el fallo es una llamada de atención para todos los partidos políticos. En tanto, en un breve comentario, el coordinador de los diputados del Partido del Trabajo, Pedro Vázquez González, aseguró que se acatará la decisión del tribunal electoral, aunque pidió tiempo para que se defina una posición institucional del organismo político, y se dé una respuesta oficial a la determinación de los magistrados. “No nos han notificado y no conocemos los alcances de la resolución”.

Anoche se estuvo buscando, sin éxito, al ahora diputado por el PRD José Narro Céspedes para pedir su opinión respecto del dictamen que dieron los magistrados a su impugnación, interpuesta cuando formaba parte de la coordinadora nacional del Partido del Trabajo.



27 ene 2010



Astillero

Haiga pasado como haiga pasado

Desarmonías y desatinos

No se confundan



Julio Hernández López



El nuevo trovador romántico, Manué Manué Camacho, busca reconciliaciones amnésicas de oportunidad. Solicitados que fueron algunos trinos suyos para contrapuntearlos con el díscolo rap que se pregunta si ha de reconocerse o no a Felipe Calderón como presidente para así dar vía libre a alianzas PAN-PRD, el sentido intérprete nostálgico (disco de oro durante el gobierno de Salinas y aspirante al Grammy en 2012 en la categoría de dueto, con su acompañante Marcelo) dejó caer verdaderas perlas de nuevos amores sin memorias lastimadas: Creo que empeñarse a seguir viendo hacia atrás es cancelar el futuro. Digo que ya lo que pasó pasó y eso lo va a juzgar la historia y lo que necesitamos es ver cómo logramos que haya competencia en 2012”, le dijo a Horacio Jiménez, reportero de El Universal, en una izquierdista, moderna y, desde luego, competitiva adaptación del famoso “haiga sido como haiga sido” calderonista. El solo del coordinador formal de la filarmónica de disonancias llamada DIA fue luego apoyado por la voz asociada de Chelo E., quien hizo segunda diciendo que no hay “promiscuidad” en las mencionadas alianzas y que son legítimas “cuando coinciden en un candidato en común” (y cuando no, pues no; igual que si no coinciden en lo común, pues que se vayan por su lado: breviario de la convalidación mediante obviedades por cortesía del Astillero de Güémez), según nota de Andrea Becerril y Víctor Ballinas en el portal de La Jornada.

En el templo de las Concertaciones según San Manlio continuaba el solemne desfile de opinantes con aires de sapiencia que al sistema político pretenden reformar desde las mismas cúpulas que causaron su debacle y que desean la restauración en términos para ellos provechosos. PRI y PRD anunciaban allí que no pasarán las propuestas de remozamiento presentadas por un personaje itinerante que ayer, reunido con diputados federales panistas en Puebla de los Ángeles con forma de botellas de coñac, se lanzó contra maquinarias partidistas que quieren mantener controles, convocó a movilizaciones sociales y por Internet para impulsar cambios políticos y, ya confiado en el abordamiento de temas antes espinosos, legitimado de facto por las alianzas famosas, llamó a que las decisiones críticas del país no se archiven durante años porque entonces, oh, sí, “el ciudadano seguirá sufriendo una permanente estafa en la falta de decisión de quien lo representa”. El 2006 hablando de estafas en la representación política. Ya lo pasado, pasado. Tanto que el mítico Luis Carlos Ugalde está anunciado como conferencista magistral en la reunión plenaria de legisladores panistas que el último de este mes se realizará en Mérida.

En ese contexto de aliancismos convertidos en lavanderías históricas, el vocero de Andrés Manuel López Obrador hubo de firmar una destemplada carta de refutaciones a esta columna, que se publicó ayer en El Correo Ilustrado de La Jornada. Fácil sería cebarse en el increíble desatino de César Yáñez Centeno al acusar a esta sección de hacer “conjeturas” sobre la posicion de AMLO “en relación a las alianzas de los partidos del FAP con el PRIAN”. ¡Tan estratégico funcionario ignora que el FAP ya no existe y que ha sido sustituido por el cantarín DIA, y que las críticas aquí expresadas no van contra el PRIAN, sino contra el Perrean! Pero eso, a pesar de lo denotativo que resulta, no es lo sustancial, y las pifias de Yáñez son menores (es decir, no están en las alturas). Más allá de los párrafos discursivos que, como tales, allí quedan, lo notable es el ilustrativo tono sentencioso utilizado para enfrentar a una columna de opinión y la poca aptitud para escuchar críticas que, para infortunio del firmante formal, se multiplican en relación con la aceptación (tácita o tibiamente expresa: el resultado es el mismo) de alianzas que en caso de ser verdaderamente rechazadas deberían llevar a reacciones incontrovertibles en los hechos.

Cartas y contestaciones pueden ir y venir pero ello no cambiará la realidad degradada que por todo el país va esparciendo el virus de la desilusión ante las alianzas toleradas. Es de desearse que, a pesar de esta primera reacción desafinada de la alta dirección lopezobradorista a una crítica sustentada, en el cuerpo central de este movimiento prospere la reflexión serena y se generen correcciones y replanteamientos que devuelvan esperanzas aunque sea en menores proporciones. Tanta lucha, tanta gente y tanta necesidad de defender un proyecto no enturbiado de izquierda no merecen la duda, el desánimo o la fundada acusación a causa de una apuesta electoral mal hecha. Revirando a los líderes lo que dice la carta destemplada: no se confundan...

Astillas

A la hora de redactar esta columna no había explicación oficial de la causa por la cual en la página oficial del PAN capitalino estuvieron disponibles durante largo rato algunos datos de la consulta sobre matrimonios gay y adopciones que, de acuerdo con esos números alojados en su espacio de Internet, reportaban amplias votaciones a favor de esas bodas y la respectiva facultad de adopción de menores. No se sabe si fue una maniobra hildebrándica fallida la que provocó esa situación, pero los datos fueron borrados de la página oficial... Ayer, representantes de más de 400 ONG presentaron ante la PGR una petición, con más de mil 500 firmas, para que el titular de esa oficina se abstenga de interponer el recurso de inconstitucionalidad mediante el cual se pretende revertir los derechos alcanzados por la comunidad homosexual en la capital del país. La decisión de presentar o no tal recurso la habrá de tomar mañana el procurador Chávez Chávez... En un hotel de Guadalajara arrancó ayer una nueva ronda de negociaciones entre representantes de decenas de naciones que pretenden establecer nuevos criterios de control en Internet mediante un acuerdo comercial antifalsificación (Anti-Counterfeiting Trade Agreement: ACTA) que ha hecho temer a la comunidad de usuarios de esa red que se estén preparando nuevas formas de control del medio más libre de la actualidad... ¡Hasta mañana!

Fax: 5605-2099 • juliohdz@jornada.com.mx





Señuelos y realidad



Luis Linares Zapata/ I

Armado hasta los dientes con recursos públicos y un ejército de manipuladores del voto incrustados en los aparatos de gobierno, el priísmo encara este año electoral. Las bien equipadas maquinarias están listas en casi todos los estados (12) donde se renovarán gubernaturas. Sus guías esperan, no sin temores, que de triunfar en todas, la ruta hacia 2012 quede despejada. Los rivales, por su parte, hacen esfuerzos por no quedar tirados a la vera del reparto y plantean alianzas que engendran varias dudas, tanto por su efectividad como por las consecuencias para la vida democrática del país. Pero ésas son las condiciones que se viven o las que, a duras penas, las burocracias partidarias pueden ofrecer al electorado.

Lo cierto es que, en cuanto a ideas y propuestas para atajar la demoledora crisis que envuelve a los mexicanos en casi todos los órdenes de la vida organizada, el priísmo no presenta oferta alguna que pueda atarse con las seguridades suficientes para su pronta ejecución. Flota entre la alharaca, retadora a veces, fingidamente seductora, amenazante en otras ocasiones, y una vaga suposición de ser los más hábiles, los que han acumulado experiencia de gobierno, los de la pesada mano a la hora de las decisiones cruciales, los que mejor saben usar el poder.

Todas estas fintas no son más que retazos fragmentados de una imagen etérea, trabajada sin más soporte que una triste historia decadente. Pretenden circular, por ahora, sin exponer visión alguna de futuro –si es que la tienen–, sin definir medios y ruta concreta para al menos paliar la emergencia. Degradante emergencia totalizadora que es desde hace tiempo la mayor angustia colectiva de los ciudadanos. Quieren de esta cínica y enredada manera esquivar obstáculos, diluir el costo de su íntima, arraigada derechización y los varios errores que han cometido en su deambular por la cruenta actualidad.

Los priístas de alcurnia buscan con esmero y maniobras escénicas desafinadas el apoyo de la plutocracia nacional. Ése es su mero altar entrevisto, el tronante dictado del oráculo ante el cual arrodillarse, la voz insoslayable que sustituye sus incapacidades para hacer política de cara al pueblo llano. Aparecer en la pantalla casera y hacer oír su rollo (que nada tiene de sagaz, menos aún de imaginativo) en el cuadrante radiofónico es el destino manifiesto y terminal. Recibir el respaldo de conductores y críticos a modo les engruesa la debilidad de sus posturas plagadas de lugares comunes. La prensa de fondo es demasiado quisquillosa para sus desplantes de dudosa confiabilidad. Las columnas de chismes son lo suyo, el medio que dominan, el lugar donde retozan y el conducto a través del cual envían sus tontos mensajes de ataque o defensa. Es en el columnismo donde se atreven a balbucear algo que puede semejarse a una oferta política. No por lo que pueden vislumbrar como necesarias para la nación, sino por lo que abrigan de sus muy personales pretensiones de hacerse con el cargo siguiente o los negocios de ello derivados.

Pero de maneras poco claras, el electorado parece abrigar inclinaciones de voto sobre el PRI (como partido) y también por ciertos de sus directivos. No es un fenómeno inédito, distinto al que en previas consultas brota a la hora de solicitar la opinión anticipada de la gente. Algo, o mucho, de esa tendencia registrada en las encuestas y en lo sucedido en la elección intermedia tiene como contraparte el enorme hueco dejado por el panismo entronizado en el Poder Ejecutivo y las previsibles tribulaciones de los dirigentes perredistas amarrados al escalafón partidario. La misma izquierda, en su acepción más amplia, tiene responsabilidad en cuanto a su ineptitud para desgranar alternativas, para innovar, para presentar una aceptable, realista salida a la crisis y alumbrar el cerrado camino hacia oportunidades disponibles.

Mientras en Europa (Francia e Inglaterra en particular) esbozan una estrategia para castigar con impuestos especiales a las enormes corrientes de recursos especulativos, capaces de desquiciar al mundo, en México tal esquema ni siquiera se transmite por los medios que presumen de informados, menos se estudia o retoma por los órganos públicos responsables de esas áreas. Las modificaciones sobre la seguridad social en Estados Unidos que Obama quiere hacer ley, aquí sólo retumban en cuanto muestran las tribulaciones de la Casa Blanca para pasarla, con ventura, en el Congreso. Pero de ninguna manera se intenta su traslado, adecuarlas, dar sentido a esas urgencias de salud y seguridad que aquí se tienen y sufren de acentuada manera. Y qué decir del freno propuesto ante la irresponsabilidad especulativa de la banca estadunidense que, una vez esquivada la fase más cortante de la crisis, suponen que la normalidad ha vuelto, que nada cambió y todo permanece expectante para operar con las mismas triquiñuelas y riesgos desatados bajo la fórmula de operaciones con insaciables derivados. La actual burbuja de la bolsa local, con acciones tasadas a 30 veces su valor en los balances, no les parece a las autoridades locales predictiva de una tragedia potencial. Los inversionistas entran y salen sin controles, sin costos o cortapisas (impuestos especiales, tiempos mínimos de permanencia) que los hagan reflexivos y siguen ajenos a lo que desde Wall Street se trama en un intento por volver a engordar las utilidades de esa elite financiera por demás rapaz, irresponsable y sanguinaria.

Para tender un manto sobre la acuciante realidad que envuelve a las mayorías nacionales, cualquier señuelo o distractor es propicio. Ya sea que trate de una insulsa y ruidosa reforma política o del trasteo deshilvanado de alianzas electoreras. Las preguntas que siguen flotando sin respuesta apuntan hacia el cómo salir, con certezas amarradas, de la crisis social, productiva, política y cultural que ahoga a México. Por lo pronto, el PRI garantiza ante los poderosos la continuidad del mismo modelo depredador, entreguista y profundamente desigual: una ganga ante el voto de los electores que habrá de espulgar más adelante.




Cuando Calderón de un manotazo liquidó a Luz y Fuerza del Centro y con ella a su sindicato , uno de los más combativos del país , si no el que más , el SME , se denunció hasta el cansancio y el gobierno federal lo negó o se hizo pendejo ante los cuestionamientos , (que por cierto no fueron muchos por parte de los medios , ya que cuando hacen cosas como estas acostumbran a ir a entrevistas a modo con sus periodistas a modo ) , que la intención de fondo de liquidar a esta empresa era la de privatizar la fibra óptica ; pues ya está aqui , sin ningun recato y sin ningún pudor , a escasos meses del anticonstitucional decreto , ya iniciaron los trabajos para privatizar a la paraestatal .

Desgraciadamente siempre sucede lo mismo , siempre que al paso del tiempo se demuestra que lo que los afectados gritaban a los cuatro vientos y nadie les hacía caso y los tildaban de locos , los medios ya no retoman el tema y lo dejan pasar .

Hoy que el titere que habita en los pinos está cumplimentando las instrucciones que le dieron los poderes fácticos de este país , ningún comentarista es capas de decir claramente : " Ni hablar , lo que alegaban los del SME era verdad , tenian razón y punto , el que mentía era el gobierno federal " y repetirlo muchisimas veces en todos sus espacios noticiosos hasta revertir el mismo efecto que causaron cuando desacreditaban las versiones del afectado .

Lo mismo ha sucedido con la reforma a la ley del ISSSTE , que al paso del tiempo ha quedado plenamente demostrado que los derechohabientes fueron tremendamente afectados de manera ilegal y que el gobierno federal no cumplio con lo que prometió de hacer de esta institución , una de primer mundo y que le iba a invertir no se cuantos miles de millones de pesoso , falso de toda falsedad . Cuando se quiere convencer a la opinión pública se prometen muchas cosas a sabiendas que no se cumplirán y con la ayuda de los corruptos medios de comunicación , todo queda en el olvido........La estrategia de siempre : utilizar a los medios de comunicación para aplastar protestas y movimientos sociales .

Y conste que yo no digo que los lideres del SME sean almas puras e impolutas , lo que si afirmo es que en una crisis como la que está atravesando el país con índices de desempleo por los cielos , el pelele no se tentó el corazó para mandar a la calle a 45 mil trabajadores que nada tenían que ver con los buenos o malos manejos de sus dirigentes ; es más , el gobierno federal es tan ruín y más especificamente el secretario del tabajao Javier Lozano , que los dejó sin aguinaldo sin importarle que ya tienen varias quincenas sin cobrar , exigiendoles que primero se liquidaran .

¿Hasta cuando sociedad mexicana? ¿hasta cuando vamos a seguir permitiendolo? .



Abre la SCT al sector privado fibras ópticas de la CFE

Comienza la licitación; el “arrendamiento” será por 20 años: Molinar

Tasa su valor en 858 millones de pesos; miden 21 mil kilómetros


Julio Reyna Quiroz

El gobierno mexicano dio inicio al proceso de licitación para que empresas privadas exploten un par de hilos de fibra óptica oscura propiedad de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), con valor mínimo tasado en 858 millones de pesos y de 21 mil kilómetros de extensión en todo el país, un concurso esperado por las empresas de telecomunicaciones para poder ofrecer transmisión de datos.

En conferencia de prensa realizada este martes, el titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), Juan Molinar Horcasitas, informó que el nombre del ofertante ganador será dado a conocer en junio próximo y la subasta se realizará en dos rondas: la primera, con las posturas económicas de las empresas en sobres cerrados. La segunda, en la cual las compañías deberán superar en 3 por ciento la suma de las posturas máximas de la primera ronda.

Molinar Horcasitas indicó que hay interés de al menos 16 empresas nacionales, entre ellas Televisa y Tv Azteca y extranjeras, y se pretenderá beneficiar a unos 10 millones de usuarios de banda ancha.




Leer nota completa :


México SA

Traje a la medida, en tiempo récord

El sastre Calderón


Carlos Fernández-Vega

El sastre disfrazado de inquilino de Los Pinos dio ayer la última puntada al traje a la medida que confeccionó para dos empresas monopólicas, que destronarán a otro consorcio con idénticas características. Tan sólo dos meses y 15 días le tomó al hábil costurero michoacano manufacturarlo, y ayer el modelito fue presentado en sociedad por uno de sus aprendices, con lo que Televisa (de Emilio Azcárraga, con Roberto Hernández a la diestra) y Telefónica (la trasnacional española presidida en México por Francisco Gil Díaz, ex secretario foxista de Hacienda y entenado del propio Hernández) ya pueden presumir la prenda, que no es otra que el reparto del pastel para explotar con fines comerciales la fibra óptica propiedad del Estado.

No hay duda de que es espeluznantemente ineficiente en muchas otras cuestiones, como Fox entenderá, pero entratándose de compromisos con el gran capital el inquilino de Los Pinos suele ser más rápido que una saeta, y entre la “extinción” de Luz y Fuerza del Centro (único “estorbo” para el jugoso negocio privado con bienes públicos) y la licitación del enorme tendido de fibra óptica de la Comisión Federal de Electricidad, propiedad del Estado (21 mil kilómetros), ayer anunciada por el secretario de Comunicaciones y Transportes, Juan Molinar Horcasitas, apenas transcurrieron dos meses y medio, y en el inventario de novedades sobresale que Telmex no está invitado al festín, de tal suerte que Carlos Slim puede transitar de la amenaza a los hechos, en el sentido de hacer maletas, llevarse sus canicas y despachar en otro país, mientras Televisa y Telefónica cubren el espacio, con las mismas prácticas.

Con agilidad que ya envidiaría la creación de empleos, la superación de la pobreza o cuando menos la solución del conflicto con el SME, Calderón metió a fondo el acelerador y siguió la ruta crítica: 10 de octubre de 2009, toma de las instalaciones de Luz y Fuerza del Centro por la Policía Federal Preventiva, no sin antes repartir garrotazos a diestra y siniestra entre los electricistas; 11 del mismo mes, decretazo de madrugada para “extinguir” la hasta ese momento paraestatal, por significar, según la versión oficial, “un lastre para las finanzas públicas” (aunque se ha demostrado hasta el cansancio que el único lastre era su junta de gobierno, presidida por la secretaría de Energía, Georgina Kessel, quien fue totalmente excluida de la confección del citado traje a la medida, no obstante que el tendido de fibra óptica a “licitar” es de la Comisión Federal de Electricidad, cuya junta de gobierno también preside, y no de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes); 23 de ese mismo mes, publicación de las “prebases” (a partir de las cuales “se modificaron los proyectos, el proyecto original de bases en algunos temas, por ejemplo; las fechas se modificaron para otorgarle más tiempo a la industria para estar en posición de presentar sus posturas; se nos solicitó un poco más de tiempo dada la importancia y la novedad de esta licitación; también el procedimiento de selección de ganadores para establecerlo en dos rondas”, según comentó Molinar Horcasitas) y 26 de enero de 2010, publicación de las bases de esta licitación.

Tan sólo 75 días invirtió para poner al servicio del capital privado monopólico alrededor de 21 mil kilómetros de tendido de fibra óptica, que a la nación le costó algo así como 30 mil millones de pesos en inversión (iniciada en 2006, con Francisco Gil Díaz en la Secretaría de Hacienda, es decir, la que autorizó el dinero para tal fin), mismos que se ahorrarán las empresas del traje a la medida y el reparto del pastel, no sin olvidar la “exención” fiscal que los siempre gentiles legisladores tuvieron a bien concederles (más de 5 mil millones de pesos, en plena crisis de las finanzas públicas) para que arranquen correctamente el nuevo negocio.

A partir de ayer, los “interesados” tienen como límite el 12 de febrero “para la presentación de preguntas respecto de estas bases de licitación”; el primer día de marzo “tendremos (Molinar Horcasitas dixit) una sesión de respuestas, en la cual todos los potenciales licitantes oferentes pueden participar para obtener esa información”; el 5 de abril, “al regreso de Semana Santa” (por nada se pierde las vacaciones) los susodichos “interesados” entregarán la documentación respectiva; el 14 de mayo se otorgará la constancia de participación; el 25 de ese mismo mes la propuesta económica de la primera fase (existen dos fases) y el 9 de junio el (conocido) fallo (para las del traje a la medida). Y listo: así de simple, así de sencillo, así de rápido queda en manos privadas la infraestructura del Estado, “que no se privatiza”.

Bien por el aprendiz Molinar Horcasitas (¿no tendría que haber participado el director de la CFE, Alfredo Elías Ayub, aunque fuera como invitado de piedra?), quien fue el encargado de presumir el modelito. Le preguntó la colegiza sobre los “potenciales participantes”, y el abajo firmante de las prórrogas de las guarderías subrogadas por el IMSS dijo así: “mire, de las 16 personas que hicieron preguntas (en la etapa de las prebases) sí recuerdo que Televisa lo hizo, no estoy seguro si Tv Azteca, pero lo hizo a través de Bestel Televisa; Iusacell, si no mal recuerdo, manifestó interés e hizo preguntas; en fin, son quienes participaron” ¿Y Telmex? “Bueno, no es una decisión de esa empresa, es una decisión del Estado mexicano y de la Comisión Federal de Electricidad que, sin duda, encabezada por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en este proceso, sin duda alguna, beneficia la industria de telecomunicaciones, a la economía mexicana de sus consumidores...” En fin, que de las 16 que tenía, sólo le quedó una, más “el interés” de Telefónica.

Alrededor de 30 mil millones de pesos le costó al erario nacional el tendido de 21 mil kilómetros de fibra óptica. ¿Cuánto recibirá a cambio de los privados? “Los precios mínimos que se ha fijado a través de INDAABIN, en los términos de la ley, son los siguientes: por la ruta del Pacífico, 358.1 millones de pesos, como precio mínimo; la ruta del centro, 255.3 millones; la ruta del Golfo, 245.2 millones. El total es de 858.6 millones de pesos, como precio mínimo. Se trata de una licitación diseñada en tres rutas, con un valor mínimo de referencia de 858.6 millones de pesos”.

Negocio redondo, sin duda, aunque no precisamente para los mexicanos.

Las rebanadas del pastel

El FMI adelanta que la economía mexicana “crecería 4 por ciento” en 2010. ¡Felicidades!, pues de concretarse la tasa anual promedio de “crecimiento” en cuatro años de estancia calderonista sería de un fabuloso 0.3 por ciento, un récord, a todas luces, pero en sentido contrario.

cfvmexico_sa@hotmail.com • mexicosa@infinitum.com.mx



26 ene 2010



Las confusiones de la derecha mexicana




Sabina Berman



MÉXICO, D.F., 26 de enero.- Estimado presidente del PAN, Norberto Rivera.

Estimado arzobispo de México, Monseñor César Nava.

Muy guapa representante del Vaticano en México, Sor Mariana Gómez del Campo.

Me permito dirigirme a ustedes para aclararles ciertas confusiones que padecen y confunden mucho el debate público.

1. El nuevo derecho de las parejas homosexuales para casarse ante la Ley, por lo pronto sólo en el DF, NO los obliga a ustedes a casarse ni a casarse con alguien de su propio sexo. Ustedes, como cualquier ciudadano en una democracia, pueden seguir sus preferencias eróticas, mientras no dañen a terceros.

2. No es aconsejable que ustedes defiendan con argumentos científicos su convicción de que todos debemos obedecer ciegamente las palabras de Juan Pablo II, porque el papa Juan Pablo II no era darwinista, y nuestra ciencia contemporánea lo es desde hace 150 años.

3. Por favor, ya no metan a los perros en sus argumentos teológicos disfrazados de zoología; y esto por varias razones.

a. Como no le saben, se hacen muchas bolas. Así, el mismo mes oímos al arzobispo de Morelia diciendo que ni los perros se montan uno a otro siendo ambos del mismo sexo, y luego oímos a Esteban Arce decir que sí lo hacen pero atacados de demencia animal, y luego escuchamos al padre Chedraui afirmando que los humanos no son perros, porque los perros sí pueden ser homosexuales y los humanos no deben.

b. Mi perra es lesbiana y merece respeto.

c. Los perros y las perras son de moral sexual abiertísima: amén de que abundan los bisexuales, todos se montan y se frotan aun hasta contra las piernas de sus amos. (¿Cómo se llama eso? ¿Piernastía?) Por eso elijan a otra especie para argumentar contra la laxitud sexual.

4. Ya que para ustedes la zoología es una ciencia remota, les develo el misterio. Existen mil 500 especies donde se da naturalmente la homosexualidad. Sería informativo que visiten en internet el sitio ¿Contra la Naturaleza?, que incluye fotos de estas especies. Ahí uno ve jirafas hembras montándose entre sí desde atrás; leones machos fornicando muy virilmente, primero uno sobre otro y luego el otro sobre el primero; cacatúas rosadas machos ayuntándose mientras baten las alas. (Por cierto que entre estas cacatúas rosadas la homosexualidad es de 44%, lo que se explica acaso por su color: el rosado.) Lo dicho, hasta completar mil 500 especies.

5. ¿En serio esa es la aportación del PAN al siglo XXI? ¿Controlar contra quién cada quién se enamora? ¿Controlar el orgasmo ajeno? ¿Meterse entre las sábanas y entre las piernas ajenas? Ya, amigos panistas, basta: están gobernando; hay problemas reales, no fantasiosos como el daño que le produce a una abuelita en su decencia (¿en qué parte del cuerpo está eso?) el beso de dos señores en la calle. (Hay abuelitas de 30 años, y de ambos sexos: me refiero al espíritu viejo o joven.)

6. Mientras más gente de más tipos y clases se bese en la calle o en sus camas, yo soy más feliz. Lástima que ustedes al revés.

7. El arzobispo Chedraui declaró a la prensa recientemente que un niño se enteró de que su papá era gay y “de inmediato se suicidó”. Señor arzobispo Chedraui: el niño se suicidó por tener en su cabecita historias espantosas como la que usted relata.

8. Premio a la mejor objeción panista a que los gays adopten niños: los niños sufrirán de discriminación (suponemos que a cargo de ustedes, el panismo vuelto curia).

9. Ya, señores y señoras, de veras gobiernen. Planeen algo saludable para el bien común. Hagan crecer el producto interno bruto. Disminuyan la pobreza. ¿Qué tal una mejor educación primaria? Gobiernen, señoras y señores del PAN; para eso viven de nuestros impuestos, no para indignarse con el orgasmo ajeno.

10. ¿Qué país piensan dejarnos para el 2012? ¿Un país fracturado en cuántos pedazos? ¿Cuántos más odios van ustedes a encender?

11. Lo que se promete en una campaña política generalmente se intenta cumplir. Si el candidato Calderón dijo: “respetaré el Estado laico”, era de suponerse que lo respetaría. Lástima, ahora calla y los deja operar a ustedes lo que será la mitad de su legado: el impedimento de las libertades individuales. La otra mitad, una guerra que no cesa.

12. Su encuesta a los ciudadanos del DF intenta probar que la mayoría no aprueba la adopción de hijos por una pareja gay y, por ende, según su lógica, debería anularse la nueva ley que lo permite. Es tan brillante la idea de ustedes, que su encuesta merecía una pregunta más: ¿Votó usted por un legislador del PAN? Ya sabemos la respuesta: muy pocos en el DF votaron por un legislador del PAN. Por ende, y según la lógica de ustedes, debería retirarse del Congreso del DF la minoría panista. ¡Mueran las minorías! (Excepto a la que yo pertenezco.)

13. Oigan, por último: ¿Cuándo se confundieron un partido, el PAN, y una Iglesia, la vaticana? Hoy día uno parece vocero y mano activa de la otra, y viceversa. Las mismas declaraciones, los mismos odios, una sola estrategia. La misma incomprensión de la vida democrática.

14. Relájense. Dejen ser a su prójimo. Ámenlo como a sí mismos. Relájense. Por ahí empieza la vida democrática.