17/05/2012

 
 
Astillero
Nueva guerra sucia: el odio
Halconería parapriísta
Javier Duarte, orquestador
Trampa, marcha anti-EPN
 
Julio Hernández López
 
 
Enrique Peña Nieto ha lanzado la versión en tres colores de la campaña de propaganda sucia que Felipe Calderón y su publicista designado (por el Partido Popular español), Antonio Solá, enderezaron en 2006 contra el candidato presidencial de la izquierda: hoy la consigna del Héroe de Atenco para intentar la descalificación del único contrincante verdadero que le queda (Josefina Vázquez Mota cada día se rezaga más) es la satanización de quienes se oponen e incluso de quienes sólo se resisten al golpe fraudulento con el que pretende hacerse de Los Pinos. Seis años atrás, AMLO era un peligro para México, según la criminal campaña de división social y odio que impusieron los estrategas panistas con candidato precario; hoy, la izquierda promueve el odio, según los manejadores del aspirante vacuo.

Cinismo declarativo del exgobernador del estado de México que pretende establecer como doctrina de control social el Método Atenco y que en unos cuantos días ha permitido que se envenene el ambiente político y social a partir de la reivindicación (fanfarrona y augural) que del diazordacismo hizo ante estudiantes de la Universidad Iberoamericana a los que ese priísmo copetón quiso convertir en oscuros conspiradores ajenos a ese plantel, dignos de paredón cuando menos mediático.

Preocupante deformación de la realidad al quejarse Peña Nieto de provocaciones, agresiones y confrontaciones cuando la quijada endurecida, la mirada amenazante y el halo vengativo se produjeron a un lado de algunos de los servicios sanitarios de la Ibero (por cierto, en http://bit.ly/JeoCiF se puede leer el testimonio de Dina Edith Esparza Ochoa, estudiante del Tec, en el campus Monterrey, incluida tramposamente en el 1:17 del video de sonrosadas exculpaciones que en http://bit.ly/JQaOqW puede ser revisado) y cuando a partir de entonces han aparecido bandas de parapriístas que golpean frente a complacientes policías a jóvenes y ciudadanos en general que ejercen legítimos derechos de reunión, manifestación y definición cívica y electoral.

En Veracruz, por ejemplo, Juan de Dios Sánchez Abreu, director general de política regional de la secretaría de gobernación del gobierno de Javier Duarte de Ochoa, fue quien encabezó la salvaje acción contra estudiantes que pacíficamente se manifestaban contra la visita de Peña Nieto a Córdoba (nota periodística en http://bit.ly/J7ryNH y en http://bit.ly/KufRAU el organigrama de la secretaría general). En el portal de plumaslibres.com ( http://bit.ly/K8fesD ) se puede leer una nota puntual de los hechos, con ligas a cinco videos demostrativos de la provocación montada por el gobierno de Javier Duarte, financista, promotor y defensor desbordado de la campaña del candidato capilarmente en punta.

Ejecutantes del reivindicado Método Atenco, los responsables de la campaña de Peña Nieto van dejando un rastro represivo. Ya se ha hablado aquí de lo sucedido en Saltillo (en http://bit.ly/J8YjZR se ve la policía impasible mientras porros arrebatan mantas y agreden a quienes protestaban contra los Moreira y el aspirante presidencial); puede verse también en La Nigua, un portal de Córdoba (http://bit.ly/JOQ6ZE ) que agresiones a ciudadanos, reporteros y entre los mismos organizadores, fue el común denominador que reinó durante la visita de EPN la tarde de ayer en el parque 21 de Mayo y sus alrededores, o la nota de El Mundo de Córdoba (http://bit.ly/JvAqhe ) con el encabezado Revientan a golpes protesta pacífica y el siguiente sumario: Estudiantes con carteles reciben el ataque de grupo de choque de golpeadores profesionales.

¿Provocaciones, agresiones, confrontaciones, orquestación y campaña de odio? En Saltillo y en Córdoba hubo prácticas represivas propias de los Halcones del famoso diez de junio de 1971 (¿también se dirá que es una conjura que el mismo día conmemorativo del halconazo se vaya a realizar el segundo debate entre candidatos presidenciales?) Estudiantes en manifestación pacífica (en http://bit.ly/J8WCwz puede verse a los jóvenes, de pie o sentados, mostrando blancas hojas con una sola leyenda, Voto vendido, pueblo jodido, sin colores partidistas ni señalamientos personales). Luego, en la cuarta de seis fotografías disponibles, se ve al grupo de agresores que comienza a actuar. Por cierto, los jóvenes, estudiantes de la Universidad Veracruzana y del Instituto Tecnológico de Orizaba (que fueron detenidos durante siete horas y salieron libres luego de pagar 200 pesos de multa ( http://bit.ly/K8XEoS ) se hacen llamar Los indignados, y el grupo de cabello de corte militar que les atacó (supuestos policías municipales, de civil) se denomina Juventud Dinámica, con las mismas siglas del gobernador Javier Duarte.
Calderón desató una guerra de legitimación contra el narcotráfico y suprimió libertades y garantías para sostener su gobierno sustentado en un fraude electoral. Peña Nieto está desarrollando una guerra con bandas parapriístas contra jóvenes y ciudadanos opositores que se oponen a su campaña por la Presidencia. Durante el felipismo, cualquiera podía ser agredido bajo el pretexto de la delincuencia organizada, sus pugnas internas y su combate oficial violatorio de la legalidad; el enriquismo pretende desde ahora, apenas en campaña, amenazar y coartar toda disidencia y oposición.
En ese contexto aparece como una trampa la imprecisa convocatoria desde las redes sociales a una marcha anti EPN a realizarse el próximo sábado 19, del Zócalo capitalino al Ángel de la Independencia (http://bit.ly/JpbZSo ). Promovida por ciudadanos de buena fe y por josefinistas, y con pretensiones de apartidismo, esa concentración ayuda a la tesis del odio que hoy necesita consolidar Peña Nieto.
Y, mientras la grilla verde olivo se vuelve peligrosa, con una partidización que llega hasta el nivel de los generales, ¡hasta mañana, con tuiteros convocando a no votar por el Movimiento Ciudadano, de Dante Delgado, mientras mantenga como candidato a senador a Alejandro Puente, acusado de ser títere de Televisa usado contra Carmen Aristegui!


Twitter: @julioastillero
Facebook: Julio Astillero

1 comentario:

Blogger dijo...

Did you know you can shorten your links with LinkShrink and earn cash from every click on your short urls.