10/12/2010


Dinero

Barómetro Global: país “extremadamente corrupto

Se fue a pique la ley Beltrones

El discurso de Vargas Llosa





Enrique Galván Ochoa




Ayer, al celebrarse mundialmente el Día contra la Corrupción, México recibió una calificación deprimente de parte del Barómetro Global de la Corrupción 2010, una encuesta realizada por Transparencia Internacional, organización privada con sede en Europa. El sondeo tuvo lugar en 86 países y participaron 91 mil personas. Nos interesan los resultados de México. A la pregunta: ¿Cómo cree que ha evolucionado el nivel de corrupción en este país (México) en los últimos tres años?”, 75 por ciento contestó que “se incrementó”, 18 por ciento dijo que “se mantuvo igual” y sólo 7 por ciento opinó que “se redujo”. Los últimos tres años corresponden todos al calderonismo, no sale sobrando precisarlo. La Secretaría de la Función Pública envió a los medios un comunicado con el despropósito de manipular los datos a su favor, y es que otra pregunta reprueba lastimosamente su actuación. “¿Cómo valora las acciones del gobierno en su lucha contra la corrupción?” El 52 por ciento de los encuestados respondió que son ineficaces; 22 por ciento contestó que son efectivas y 26 por ciento dijo que no son ni ineficaces ni efectivas. La encuesta fue más allá y evaluó a distintos sectores de la sociedad mexicana. Pregunta: “¿En qué medida cree que las siguientes instituciones están afectadas por la corrupción?” Partidos políticos, Congreso, policía, funcionarios y empleados públicos y sistema judicial son extremadamente corruptos. Véase la gráfica que aparece en esta página.

Se fue a pique

La famosa ley Beltrones en materia de monopolios naufragó. Hasta el último momento el poderoso senador sonorense trató de quitarle al Presidente de la República la facultad de nombrar a los miembros de la Comisión Federal de Competencia y someterlos a la aprobación del Senado. Como les decía, desde esta comisión pueden hacerse servicios invaluables a las grandes empresas del país que controlan monopólicamente algunos sectores de la producción. Las cosas seguirán igual, es decir, el presidente continuará nombrándolos, lo que tampoco es para celebrar, conserva para sí el privilegio de dispensar favores. En ningún momento estuvo presente el interés de los consumidores. El proyecto de ley regresa sin cambios a la Cámara de Diputados, donde muy probablemente tendrá como destino el refrigerador.

@Vox Populi

Asunto: el discurso de Vargas Llosa

Quiero hacerle un comentario sobre el Nobel de Vargas Llosa. A mí me gustan mucho sus novelas, las he leído casi todas, y se merece el premio, pero su discurso de aceptación no me gustó. Se me hizo muy personal –muy biográfico–, y la verdad es que a nadie le importa la vida del escritor, sino su obra. Releí –perversamente y para comparar– el discurso de Faulkner, y ¡qué diferencia! Faulkner habla del ser humano y de su capacidad para reponerse ante cualquier tragedia. De la potencia de la voz del corazón del hombre. ¡Una gran diferencia! A mí, la verdad, no me interesó saber de la prima del flamante Nobel y su nariz “respingada”. En fin, era su fiesta y él puede decir lo que quiera, pero no me gustó. La única parte decente, según yo, es cuando habló de “algunos colegas” que andan por ahí, sin lectores y sin reconocimiento, y que algún día la posteridad los descubrirá. Esa frase me hizo pensar que es muy posible que anden por ahí, por todo el mundo, muchísimos “Van Goghs” de las letras, y eso es una desgracia porque no leeremos sus obras mientras el dinero y las ganancias sigan marcando el rumbo en las empresas editoriales.

Guillermo Zambrano/Miami, Florida

R: La melagomanía es una enfermedad grave, sobre todo en la ancianidad, se convierte en demencia senil. Lo bueno es que la obra literaria suele sobrevivir al autor.

Asunto: contrastes de Televisa

Televisa está transmitiendo en sus diferentes programas informativos un espot de cómo celebró el 2010. Se ufana de que ha sabido salir adelante, ser líder en la producción de contenidos, en programación musical, deportiva y de entretenimiento. Que continuará con el mismo esfuerzo y dedicación para ofrecer a los mexicanos lo mismo en los próximos años. Por esa razón, le pedimos a la Fábrica de Sueños, como la califica el mismo Emilio Azcárraga Jean en su dichoso espot, que sea más honesta y hable también de todas las mentiras que en su pantalla se registran día a día, como ha sido la campaña de linchamiento contra la revista Proceso. Televisa lo que sí ha aprendido es a jugar con la sensibilidad de los mexicanos. Sabe dónde duele y de dónde puede engancharnos. Conoce su negocio.

Araceli Rivas Mercado/Distrito Federal

R: ¿Cómo no va a ser un caso de éxito con todo el dinero del gobierno a su disposición? Nomás faltaba que fracasara. Lo difícil es vivir sin recibir chayote, como esta insumisa sección.

Asunto: balance de fin de año

Por este medio quiero agradecerte todo el apoyo que nos diste con el problema con Bancomer. Fue tal la sorpresa de mi papá que sólo pudo decir que te diera las gracias, todo se arregló satisfactoriamente. De nueva cuenta muchas gracias a La Jornada, que es el único medio que tenemos para expresarnos.

Xóchitl Villanueva Ramírez/DF

R: En primer lugar gracias a La Jornada. Sin andar de presuntuosos, también nuestro periódico llega a fin de año con un éxito enorme. Tiene credibilidad. Punto.

Los mensajes no publicados en este espacio aparecen en el foro

galvanochoa@yahoo.com











No hay comentarios.: